Archivo de la etiqueta: cancer

Si estuvieras pensando en que quieres mejorar o tener una dentadura perfecta y para ello piensas en la Endodoncia…,pues,obligatoriamente deberás leer el artículo de abajo…,y luego,obviamente,haz lo que quieras(es tu cuerpo,nó?).


por Joseph Mercola
Mayo 31, 2015
del Sitio Web Mercola

Versión original en ingles

La endodoncia es un procedimiento comúnmente realizado en la mayoría de los adultos.

Pero ¿es aconsejable hacérselo?

El Dr. Robert Kulacz, un dentista, ha pasado una porción considerable de su carrera profesional tratando de responder esta pregunta.

Lo que descubrió cambió profundamente su vida y lo llevó a escribir un libro sobre sus hallazgos llamado, El Diente Tóxico – Cómo una endodoncia podría estar enfermándolo, que creo es uno de los mejores libros disponibles sobre este tema.

El Dr. Kulacz comenzó a practicar la odontología en Brewster, Nueva York.

Después de seis años como asociado, abrió su propio consultorio en Somers, Nueva York en 1992, donde realizó todos los procedimientos convencionales de odontología, desde restauraciones hasta extracciones y endodoncias.

“Realice un montón de endodoncias durante muchos años,” dice.

“Todo iba bien hasta que un día, un paciente mío me dijo:

‘Sabes, mi médico me dijo que las endodoncias podrían ser malas; Que los conductos radiculares podrían causar o contribuir a otras enfermedades en el cuerpo.’

Y yo dije: Está loco. ¿Quién le dijo eso? Eso es imposible.

Me dijo: Tiene que ver esta información. Me dio los sitios Web de organizaciones como la Academia Internacional de Medicina Oral y Toxicología (IAOMT, por sus siglas en inglés) para que les echara un vistazo.

Fui a explorar este tema para que yo pudiera volver y decirle:

‘Aquí es donde se equivoca, aquí es donde su médico está mal y aquí es donde la Asociación Dental Americana (ADA, por sus siglas en inglés) está en lo correcto.’

Y he aquí, me enteré de que tenían razón; y yo estaba equivocado.

Revise el trabajo de Weston Price, el trabajo de Rosenow y otros. Decidí ir a una reunión con la IAOMT… la conferencia del Dr. Boyd Haley sobre endodoncias y su toxicidad, lo que cambió mi vida.

Me di cuenta de que estaba equivocado…

Desde ese día, he cambiado mi forma de trabajar.”


La Importancia del Consentimiento Informado

El Dr. Kulacz dejo de realizar endodoncias en 1995.

Él no promueve la prohibición de éste tratamiento, pero subraya la importancia del consentimiento informado.

La Asociación Dental Americana establece que la endodoncia es un procedimiento seguro que no podría causar ninguna enfermedad sistémica, y de acuerdo con el Dr. Kulacz y otros que han pasado tiempo investigando el asunto, eso no es cierto.

“Si un paciente es informado de que estos conductos radiculares de los dientes permanecen infectados, que de hecho las bacterias podrían viajar a otras partes del cuerpo y que las bacterias en los dientes del conducto radicular y el hueso alrededor liberan potentes toxinas, entonces el paciente podría decidir tener una endodoncia o no,” dice.

Muchos dentistas creen que podrían esterilizar un conducto radicular y que el acto de instrumentar y regar el canal eliminará todas las bacterias, pero eso no es el caso.

“He hecho las biopsias en cada canal radicular del diente que he extraído.

Casi todos ellas todavía tienen restos de tejido necrótico en el canal, lo que significa que no se limpiaron a fondo. Los cultivos microbiológicos del hueso circundante mostraron infección casi el 100% del tiempo.,” Dice el Dr. Kulacz.

Según la ADA, las bacterias restantes serán “sepultadas” dentro de ese diente, pero eso tampoco es cierto.

La gutapercha, el material de relleno que se utiliza para sellar el canal, no se mete en los diminutos conductos laterales que se ramifican del canal principal, por lo que la fuga casi siempre es posible, sobre todo si el diente es poroso.

E incluso un canal radicular perfectamente sellado no podría impedir que las pequeñas moléculas exotoxinas producidas por la bacteria en el interior del canal radicular del diente migren fácilmente hacia fuera del diente y en el cuerpo.

La mayor parte de la estructura del diente se compone de túbulos dentinarios, estructuras huecas que se extienden desde el canal principal hacia el exterior. Si se va a poner estos túbulos de extremo a extremo de un solo diente, ellos se extienden por cerca de tres millas.

Pero son lo suficientemente grandes como para albergar bacterias, que nunca se podrían eliminar o esterilizar.

Un diente se parece más a una esponja que a una estructura sólida.

“Si tuviera una estructura dental sólida que fuera como el acero o un metal, sería capaz de limpiar el canal principal de ese diente, sin afluentes y podría sellarlo perfectamente y eliminar la infección residual del hueso alrededor de la mandíbula con una endodoncia sería genial.

Pero no podemos hacer eso,” dice.

“Ahora, eso no quiere decir que todos los conductos radiculares del diente van a causar enfermedad. Depende del tipo de bacterias que se encuentran allí, qué tipo de toxinas producen y la salud del sistema inmunológico del individuo.

Pero con 25 a 30 millones de endodoncias realizadas por año, multiplicadas por el número de años que vive una persona, hay una gran cantidad de canales radiculares por ahí. Y muchos de ellos no son buenos.”


Las Bacterias de las Endodoncias Podrían Empeorar Otras Enfermedades

Como los dientes con endodoncia están crónicamente infectados, pueden contribuir a un número de diferentes problemas de salud, incluyendo enfermedades del corazón.

Mientras que el ADA insiste en que las bacterias de los dientes del conducto radicular no pueden viajar a lugares distantes en su cuerpo, el Dr. Kulacz no está de acuerdo, y explica que:

“La enfermedad cardiaca es causada por el daño al revestimiento interior del vaso sanguíneo (el colesterol es un subproducto secundario).

La causa principal de la enfermedad cardíaca es el daño de la mucosa íntima del vaso sanguíneo y la migración de los macrófagos y colesterol dentro de esa arteria.

La inflamación hace que la placa se dañe en el lumen, en el espacio del vaso sanguíneo, lo que provoca un coágulo de sangre y un ataque al corazón.

Un estudio realizado en 2013… comparó el ADN bacteriano en los coágulos de sangre y placa arterial en pacientes con un ataque cardiaco en el ADN de las bacterias en la boca.

Las mismas bacterias que se encuentran en el conducto radicular de los dientes y en la enfermedad de las encías se encuentran en las placas en las arterias coronarias y en los coágulos de sangre que causaron el ataque al corazón.

Estas bacterias se mueven desde la boca hacia otros sitios del cuerpo como las placas arteriales. También han encontrado las mismas bacterias en el líquido pericárdico o el líquido que rodea el corazón…

En las enfermedades cardiacas no quiere la infección e inflamación en una placa arterial.

La presencia de bacterias bucales del conducto radicular de los dientes y enfermedad de las encías en la placa arterial y coágulos de sangre de pacientes con ataque cardiaco apunta a la causalidad directa, en lugar de la correlación entre la infección oral y la enfermedad cardiovascular.”


Todos los Dientes con Endodoncia se Infectarán Más a Través del Tiempo

Debido a que el conducto radicular de los dientes ya no tiene un suministro de sangre, las bacterias que quedan dentro de todos los dientes con endodoncia están efectivamente “ocultas” del sistema inmunológico.

Para empeorar las cosas, el conducto radicular del diente se infecta más con el tiempo debido a la afluencia de bacterias del tejido de la encía que rodea al diente.

Otras investigaciones han demostrado que las bacterias patógenas de conductos radiculares infectados destruyen o matan a las células blancas de la sangre diseñadas para eliminarlas, por lo que el hueso que rodea a la mandíbula podría albergar dicha infección crónica.

Las bacterias también podrían evadir al sistema inmunológico a través de:

  • Mimetismo bacteriano; imitar a las propias bacterias de su cuerpo, que sus células blancas de la sangre no atacarán

  • Desactivar sus anticuerpos y glóbulos blancos

  • Formar biopelículas pegajosas

Decisiones… Decisiones…

Hace unos años atrás, sufrí de un diente infectado, que se resolvió después de que me extrajeron el diente.

Es importante entender que la razón por la que las cavidades y/o dientes se infectan en el primer lugar está relacionado con su alimentación – principalmente por comer exceso de azúcar.

Si su alimentación no es la adecuada, su función inmunológica se verá comprometida y si su sistema inmunológico se debilitará, la capacidad de las bacterias para causar estragos se magnifica.

Entonces, ¿esto significa que tiene que extraer todos los conductos radiculares de sus dientes?

No, dice el Dr. Kulacz.

“No podemos ser tan cerrados de mente al ignorar la odontología convencional o la medicina convencional sólo porque no creemos en una parte de ella.

Decir simplemente que vamos a extraer todos los conductos radiculares de los dientes y vamos a curar todas las enfermedades no es válido. Eso es tan malo como decir que los conductos radiculares de los dientes no podrían causar ningún problema.

Tenemos que encontrar el equilibrio… tenemos que evaluar objetivamente y luego llegar a una conclusión razonable y un protocolo sobre qué hacer con estos conductos radiculares.”

Si considera practicarse una endodoncia, evalué los datos y su situación personal, así como sus riesgos de salud, antes de tomar su decisión.

También sugeriría considerar la terapia de ozono antes de una endodoncia o extracción del diente.

La terapia de ozono se administra típicamente a través de una jeringa, justo o alrededor de la base del diente. Se necesitan múltiples visitas para combatir la infección. El ozono es directamente tóxico para el material infeccioso y también estimula el sistema inmunológico.

Tuve la oportunidad de evitar un tratamiento del conducto radicular al utilizar la terapia de ozono no hace mucho tiempo. Sin embargo, si el tejido pulpar ha muerto por completo debido a la infección, nada, incluyendo el ozono, traerá el diente de regreso a la vida.

Tomó cerca de cinco tratamientos. Es seguro, no tóxico y relativamente barato, por lo que podría valer la pena considerarlo antes de tomar medidas más drásticas.

Si decide que le extraigan el diente en lugar de hacer un tratamiento de conducto radicular, hay varias opciones sobre cómo restaurar el diente faltante.

  • La primera opción y la más económica es con un aparato removible o una dentadura parcial. Tiene que retirarlo por la noche, ponerlo de nuevo en la mañana y mantenerlo limpio. Es la forma menos invasiva para restaurar los dientes perdidos.

  • La segunda alternativa y considerablemente más cara es hacer un puente. Los dientes de cada lado del diente faltante se preparan para tapas o coronas y el diente faltante se une a esos dos dientes pilares. El puente se pone de forma permanente como una unidad.

    El problema es que hay que cortar mucho del esmalte de los dientes adyacentes, lo que provoca un traumatismo en los dientes, con el riesgo de tener que realizar otro tratamiento del conducto radicular a través del tiempo.


Lo que Necesita Saber Sobre los Implantes Dentales

  • La tercera opción es un implante dental, donde se inserta un tornillo en el hueso maxilar después de un tiempo de curación de entre tres y seis meses para asegurar una base de hueso sólido y sano en la mandíbula.

    Entonces se construye un diente sobre la parte superior del implante.

    El implante funciona como lo hubiera hecho su raíz y tendrá una corona permanente que funciona como su diente real. Mientras que eso podría sonar ideal, hay posibles problemas a considerar.

En primer lugar, si se utiliza un implante de titanio, está poniendo metal en el hueso maxilar, lo que podría provocar una respuesta galvánica o tipo batería con otros metales en la boca.

Hay informes en la literatura de las alergias y toxicidad del tejido para el metal utilizado en implantes dentales, que también podría afectar negativamente a la salud.

Por lo menos, si está considerando un implante dental de titanio, realice una prueba de alergias a todos los metales presentes en ese implante. Esto es especialmente cierto si tiene una sensibilidad conocida a los metales.

El Dr. Kulacz prefiere los implantes de circonio, ya que no tienen iones metálicos que se encuentran en los implantes de titanio.

Sin embargo, si se coloca un implante en el hueso donde previamente se realizó un tratamiento de endodoncia y el hueso no se limpió lo suficiente cuando se extrajo el diente, entonces el hueso aún podría estar infectado.

En tal caso, lo que hace es colocar un implante en un hueso crónicamente infectado, que no es aconsejable.

“Es importante que cuando extraiga el conducto radicular del diente elimine el ligamento periodontal (el pequeño arnés que sujeta el diente al hueso de la mandíbula), la lámina dura o la entrada del hueso (el único propósito de la entrada del hueso es apoyar el diente) y luego una pequeña cantidad de hueso fuera de ese espacio.

Eso se hace con un torno dental de velocidad lenta con copiosa o mucho sellado estéril y riego para mantener el hueso sano.

Si lo hace, eliminará la infección, inducirá un buen flujo de sangre en el hueso maxilar – sin sangre, no hay curación – y tiene un hueso saludable, curado y sin infección al que luego podría colocar el implante dental” dice.

“Los cultivos bacterianos y la biopsia del tejido del hueso que esta alrededor después de una limpieza a fondo de la entrada al hueso podrían descubrir cualquier infección residual que pudiera quedar.

Es por esto que no soy partidario de la colocación inmediata de un implante dental después de una endodoncia, prefiero esperar a los resultados de los cultivos y la biopsia, así como la curación adecuada del hueso.”

La enfermedad de las encías también es un problema común asociado con los implantes.

Una infección o una inflamación en las encías es muy similar a tener una infección o inflamación en el hueso o conducto radicular. Los dientes naturales tienen una barrera contra la migración de las bacterias alrededor del hueso. Están llenas de fibras que se insertan de la goma a la raíz del diente y el hueso, lo que impide que las bacterias entren en el área del hueso.

Los implantes dentales no tienen eso. Dependen de una capa pegajosa segregada por la encía alrededor de la banda del collar del poste que soporta la corona.

Esa banda del tejido tiene que mantenerse con una buena higiene oral para prevenir la inflamación que de otro modo podría aflojar el tejido alrededor del diente.

Si tiene enfermedad de las encías y no limpia profundamente el poste del implante, la enfermedad de las encías alrededor de los implantes progresará mucho más rápidamente que alrededor de un diente natural.

Si tiene un implante dental, es imprescindible seguir una estricta higiene oral o podría acabar rápidamente con problemas en las encías.


Un Diente, Después de la Endodoncia, está Muerto y el Tejido Necrótico tiende a Causar Problemas

Un diente, después de la endodoncia ya no está vivo. Es el tejido muerto el que nunca debería ser dejado en su cuerpo.

Si tiene apendicitis, el cirujano simplemente no lo removerá y lo deja ahí. Él tiene que quitarlo. Sin embargo, cuando se trata de los dientes, esta regla es ignorada.

Según el Dr. Kulacz, muchas personas que vinieron a verlo – a menudo como último recurso – fueron capaces de resolver los problemas crónicos de salud una vez que extrajeron los conductos radiculares del diente gravemente infectados y/o trataron la infección adecuadamente.

Curiosamente, el Dr. Weston A. Price incluso fue capaz de reproducir las enfermedades de las personas en conejos, simplemente al implantar el conducto radicular del diente de la persona debajo de la piel del conejo.1

“La ADA intenta refutar el trabajo de Price, diciendo que carece de controles adecuados y que utiliza demasiadas bacterias cuando se contaminan estos conejos con las bacterias.

Bueno, eso no es verdad. Se llevaron el conducto radicular real y se implantó el mismo conducto radicular sin más bacterias de las que se encontraron en la persona de donde se originaron.

Ese mismo diente se implantó bajo la piel de los conejos.

Y he aquí, encontrarían la misma enfermedad en los conejos. La ADA dice que repitieron el trabajo de Price y lo tomaron como inválido. Bueno, ellos nunca lo hicieron. Yo lo busqué. Se los envíe por correo electrónico. No se repitió el trabajo de Price.

Además, la investigación actual apoya las afirmaciones de Price de que las bacterias del conducto radicular de los dientes SI viajan a sitios distantes en el cuerpo.”

Más Información

Para obtener más información sobre las endodoncias y/o para ayudar a educar a su dentista, les recomiendo mucho tomar una copia del libro del Dr. Kulacz, The Toxic Tooth: How a Root Canal Could Be Making You Sick.

Si su dentista es honesto y sincero, él o ella probablemente llegará a la misma conclusión racional que el Dr. Kulacz.

Por supuesto, en muchos casos, es muy probable que se encuentre con la resistencia. Esto parece ser la norma antes de cambiar el pensamiento y finalmente alejarse de la mayoría. En algunos casos, la resistencia podría ser grave.

El Dr. Kulacz terminó perdiendo su trabajo después de que la junta dental del estado de Nueva York divulgó una serie de cargos en su contra, incluyendo “conducta inapropiada” para la extracción de los conductos radiculares de los dientes.

Inicialmente, el consejo dental quería retirar su licencia dental, pero dio marcha atrás cuando el fiscal admitió que ningún dentista en realidad había examinado las grandes cantidades de datos que había enviado en defensa de su tratamiento de un caso de mala conducta en nombre de la junta dental.

“Llamé a la canciller de la junta de regentes del estado de Nueva York y le dije:

Su tablero dental es corrupto.

El fiscal me confesó que mi caso no se trataba de la justicia. No se trataba de la verdad. El consejo dental tenía una agenda. Ellos descartaron el archivo de este paciente como causa de acción.”

“Ahora, no soy un tipo al que le guste conspirar.

Nunca pensé que este tipo de cosas podrían suceder. De hecho, si alguien me hubiera dicho en los años previos de que esto podría suceder, hubiera pensado que estaban locos.

Pero me sucedió a mí,” dice el Dr. Kulacz.

“Al día siguiente, el abogado del Estado de Nueva York me llamó y me dijo, ‘El consejo dental va a retirar todos los cargos si acepta una violación a los registros.’

Ellos tenían que tener algo, de lo contrario podría ir tras ellos por falsa acusación.”

Teniendo en cuenta que habría tomado varios años y un cuarto de millón de dólares para continuar la lucha, aceptó la violación a los registros de – sin darse cuenta de que esto efectivamente lo pondría fuera del negocio…

Mantuvo su licencia dental, pero nunca se dio cuenta que al aceptar la violación aumentaría diez veces su prima de seguros de mala práctica – de $8,000 a $80,000 dólares al año.

Después de haber cerrado por un año debido a las acciones de la junta directiva, tomó la dolorosa decisión de no volver a abrir. La historia del Dr. Kulacz es un ejemplo más de lo que le podría pasar a un profesional que se resiste a la tendencia.

No es muy diferente al caso de Ignaz Semmelweis, un ginecólogo y cirujano que hace unos 150 años, fue descalificado por su teoría de que los microbios causan infección.

Semmelweis fue etiquetado por sus colegas como “loco” por tener la audacia de sugerir que debían lavarse las manos cada vez que fueran al baño, y lo acusaron por eso.

Trató de continuar su investigación, pero fue condenado al exilio por la comunidad médica. Su salud mental se deterioró con el tiempo, lo que lo llevo a la muerte en un manicomio.

Afortunadamente para nosotros, el Dr. Kulacz escribió un libro en lugar de darle vueltas al dolor y frustrarse por perder dos décadas de una larga carrera.

Es un gran recurso, con los detalles necesarios para convencer a las personas más racionales que los conductos radiculares no están en el mejor interés de su salud. Y si tiene una endodoncia sea prudente y considere la posibilidad de una extracción si se le indica.

También podría obtener más información en su página Web, coletrex.com o ponerse en contacto con él por correo electrónico a: rkulacz@yahoo.com.

Referencias

  1. Weston A. Price Foundation – June 25, 2010


Endodoncia

–   La Raíz de la Causa de Muchas Enfermedades   –
por Joseph Mercola
18 Febrero 2012

del Sitio Web Mercola

Versión original en ingles

El 97% de los Pacientes con Cáncer Terminal Previamente fueron Sometidos a este Procedimiento Dental

¿Usted padece de una enfermedad degenerativa crónica?

De ser así, ¿alguna vez le han dicho que “todo está en su cabeza”?

Bien, probablemente eso no se encuentre muy lejos de la realidad… la causa principal de su enfermedad podría estar en su boca.

Hay un procedimiento dental muy común el cual la mayoría de los dentistas le dirán que es seguro, a pesar del hecho de que los científicos han estado advirtiendo de sus peligros por más de 100 años.

Todos los días, tan sólo en los Estados Unidos, se llevan a cabo 41,000 procedimientos dentales de este tipo en pacientes que creen que estás seguros y que están arreglando su problema de forma permanente.


¿Cuál es el procedimiento dental?

La endodoncia o tratamiento de conducto.

En este país se llevan a cabo más de 25 millones de endodoncias cada año.

Las endodoncias son esencialmente dientes “muertos” que se pueden convertir en incubadoras silenciosas de bacterias anaeróbicas altamente tóxicas que pueden, bajo ciertas condiciones, llegar hasta su torrente sanguíneo para causar una serie de enfermedades médicas sumamente serias- muchas de las cuales no aparecen hasta algunas décadas más tarde.

La mayoría de estos dientes tóxicos se ven y se sienten bien durante muchos años, lo que provoca que la enfermedad sistémica sea aún más difícil de detectar.

Lamentablemente, la gran mayoría de los dentistas desconocen los graves riesgos de salud a los que están exponiendo a sus pacientes, riesgos que son para el resto de la vida del paciente.

La Asociación Dental Americana (ADA) afirma que se ha demostrado que las endodoncias son seguras, pero NO tienen ningún tipo de información publicada ni investigaciones que respalden esta afirmación.

Afortunadamente, he tenido algunos mentores como el Dr. Tom Stone y el Dr. Douglas Cook, quienes me han estado educando sobre este problema desde hace casi 20 años. Si no fuera por un brillante dentista que hace más de un siglo relacionó las endodoncias con las enfermedades, esta causa subyacente de enfermedades podría haberse mantenido oculta hasta la fecha.

El nombre de este dentista era Weston Prince – considerado por muchos como el mejor dentista de todos los tiempos.


Weston A. Price – El Mejor Dentista del Mundo

La mayoría de los dentistas estaría realizando un gran servicio a la salud pública si estuvieran familiarizados con el trabajo del Dr. Weston Price. i

Por desgracia, su trabajo sigue siendo reprimido e ignorado por muchos profesionales en salud médica y dental.

El Dr. Price fue un dentista e investigador que viajó alrededor del mundo para estudiar los dientes, los huesos y el tipo de alimentación de las poblaciones nativas que vivían sin los “beneficios” de los alimentos modernos.

Por el año de 1900, Price había estado tratando las infecciones persistentes a causa de las endodoncias y comenzó a sospechar que las endodoncias siempre terminan en infecciones, a pesar de los tratamientos.

Entonces un día, le recomendó a una mujer, que llevaba seis años con silla de ruedas, a que le quitaran la endodoncia, a pesar de que parecía estar en perfectas condiciones.

Ella aceptó, así que él le extrajo su diente y posteriormente lo implanto bajo la piel de un conejo. Asombrosamente, el conejo desarrolló el mismo tipo de artritis que padecía la mujer y murió a causa de una infección 10 días después. Pero la mujer, ahora libre de dientes tóxicos, se recupero inmediatamente de su artritis y pudo caminar sin la ayuda de un bastón.

Price descubrió que es mecánicamente imposible esterilizar un diente con endodoncia (por ejemplo, empastados).

Después, el continuó demostrando que muchas enfermedades crónico degenerativas se originan de la práctica de la endodoncia:

las enfermedades más frecuentes eran enfermedades cardíacas y circulatorias.

De hecho, él descubrió 16 agentes bacterianos diferentes que causan estas enfermedades.

Pero también hubo fuertes correlaciones entre los dientes empastados y enfermedades articulares, cerebrales y nerviosas. El Dr. Price se dedicó a escribir dos libros revolucionarios en 1922 que detallan su investigación sobre la relación entre la patología dental y las enfermedades crónicas.

Lamentablemente, su trabajo fue enterrado deliberadamente durante 70 años, hasta que finalmente un endodoncista llamado George Meining reconoció la importancia del trabajo del Dr. Price y trató de exponer la verdad.

El Dr. Meining Mejora el Trabajo del Dr. Price

El Dr. Meining, nativo de Chicago, fue capitán en el ejército de los Estados Unidos durante la Segunda Guerra Mundial antes de mudarse a Hollywood para convertirse en el dentista de las estrellas.

Eventualmente se convirtió en uno de los miembros fundadores de la Asociación Americana de Endodoncistas (AAEespecialistas en endodoncias).

En la década de 1990, pasó 18 meses inmerso en la investigación del Dr. Price. En junio de 1993, el Dr. Meining publicó el libro llamado “Root Canal Cover-up“, que sigue siendo la mejor referencia sobre el tema hasta la fecha.

Usted puede pedir su copia directamente en la Price-Pottenger Foundation. ii


Lo Que los Dentistas No Saben Sobre la Anatomía de sus Dientes

Sus dientes están hechos de las sustancias más duras en su cuerpo.

En medio de cada diente se encuentra la cámara pulpar, una suave estructura interna que alberga vasos sanguíneos y nervios. Rodeando la cámara pulpar se encuentra la dentina, que está hecha de células vivas que secretan una sustancia mineral dura. La capa más remota y difícil de su diente es el esmalte blanco, que encierra la dentina.

Las raíces de cada diente descienden hasta su mandíbula y son sujetadas por el ligamento periodontal.

En la escuela, a los dentistas se les enseña que cada diente tiene de uno a cuatro canales principales. Sin embargo, existen canales adicionales que jamás son mencionados. Literalmente miles de ellos.

Al igual que su cuerpo que tienen grandes vasos sanguíneos que ramifican en pequeños tubos capilares, cada uno de sus dientes tiene muchos túbulos muy pequeños que si son estirados, podrían extenderse hasta tres millas.

Weston Price identificó tantos como 75 canales adicionales en un solo incisivo central (diente frontal).

Para una explicación más detallada, consulte un artículo realizado por Huggings, DDS, MS en el sitio Web de la Fundación Weston A. Price. iii

(Estas imágenes fueron tomadas del artículo de Huggings.)

Por lo regular, los microorganismos microscópicos se mueven dentro y alrededor de estos túbulos, como topos en túneles subterráneos.

Cuando un dentista realiza una endodoncia, el o ella hace un hueco en el diente, después llena ese hueco con una sustancia (llamada gutapercha), que le corta al diente su suministro de sangre, por lo que el líquido ya no pude circular a través del diente.

Pero los pequeños túbulos permanecen ahí.

Y las bacterias, a las cuales les quitan su suministro de alimentos, se esconden en estos túneles en donde están muy seguras de los antibióticos y de las propias defensas inmunológicas de su cuerpo.


La Causa Principal de Muchas Enfermedades

Bajo el estrés causado por la falta de oxigeno y privación de nutrientes, estos amigables organismos se transforman en algo más fuerte, más virulento que produce una variedad de poderosas toxinas.

Lo que antes eran bacterias amigables y ordinarias se convierten patógenos altamente tóxicos que acechan en los túbulos del diente muerto, sólo en espera de una oportunidad para propagarse.

Ninguna cantidad de esterilización ha sido eficaz con el fin de alcanzar estos túbulos – y se ha encontrado que casi cada uno de los dientes con endodoncia ha sido colonizado por estas bacterias, en especial alrededor de la punta y en ligamento periodontal.

Algunas veces, la infección se extiende hasta el hueso maxilar en donde provoca cavitación – áreas de tejido necrótico en el hueso de la mandíbula.

Las cavitaciones son áreas de hueso sin cicatrizar, a menudo acompañados de bolsas de tejidos infectados y gangrenados. A veces se forman después de la extracción del diente (como la extracción de la muela del juicio), pero también pueden formarse después de una endodoncia.

De acuerdo con la Fundación Weston Price, en los registros de 5,000 limpiezas quirúrgicas de cavitación, sólo se encontraron dos que habían sanado. Y todo esto ocurre acompañado de pocos o de ningún tipo de síntoma.

Por lo que usted podría tener un absceso en el diente muerto y ni siquiera saberlo.

Esta infección focal en el área inmediata de la endodoncia es lo suficientemente mala, pero el daño no se detiene allí.


Las Endodoncias Pueden Conducir a Enfermedades del Corazón, Riñones, Huesos y Cerebro

Siempre y cuando su sistema inmunológico se mantenga fuerte, cualquier tipo de bacteria que se encuentre lejos del diente infectado es capturada y destruida.

Pero si su sistema inmunológico se encuentra debilitado debido a un accidente, enfermedad o trauma, su sistema inmunológico podría ser incapaz de mantener la infección bajo control.

Estas bacterias puede salir de los tejidos e ir hacia el torrente sanguíneo, en donde son transportados hacía nuevos lugares para establecerse. Esos nuevos lugares pueden ser cualquier órgano, glándula o tejido.

El Dr. Price fue capaz de transmitir enfermedades albergadas por seres humanos a los conejos, al implantar fragmentos de diente con endodoncia, como lo mencioné en la parte de arriba. Él encontró que cuando le implantó al conejo los fragmentos de diente de una persona que sufrió un ataque cardíaco, le causaría un ataque cardíaco al conejo en pocas semanas.

Él descubrió que podía pasarle la enfermedad cardíaca al conejo el 100 por ciento de las veces. Otras enfermedades eran más de 80 por ciento transferibles al utilizar este método.

Casi todas las enfermedades crónicas degenerativas han sido relacionadas con las endodoncias, incluyendo:

  • Enfermedades cardíacas

  • Enfermedades renales

  • Artritis, enfermedades reumáticas y articulares

  • Enfermedades neurológicas (incluyendo ALS y MS)

  • Enfermedades autoinmunes (Lupus y más)

También podría haber una conexión con el cáncer.

El Dr. Robert Jones, un investigador de la relación entre las endodoncias y el cáncer de mama, descubrió una correlación extremadamente alta entre las endodoncias y el cáncer de mama. iv

Él afirma que ha encontrado las siguientes correlaciones en un estudio que duró cinco años sobre de 300 casos de cáncer de mama:

  • Al 93 por ciento de las mujeres con cáncer de mama se les había practicado una endodoncia

  • El 7 por ciento tuvo otra patología dental

  • Los tumores, en la mayoría de los casos, estaban del mismo lado del cuerpo que en donde se practicó la endodoncia u otra patología dental

El Dr. Jones afirma que las toxinas de las bacterias en un diente infectado o mandíbula son capaces de inhibir las proteínas que suprimen el desarrollo tumoral.

Un médico alemán reportó hallazgos similares.

El Dr. Josef Issels reportó que, en sus 40 años de tratar con pacientes con cáncer “terminal”, al 97 por ciento de sus pacientes con cáncer se les había practicado una endodoncia.

Si estos médicos están en lo cierto, la cura para el cáncer podría ser tan simple como extraerse un diente y después reforzar su sistema inmunológico.


Las Bacterias Buenas Se Vuelven Malas

¿Cómo están relacionadas estas bacterias orales mutantes con las enfermedades cardíacas o la artritis?

La ADA y la AAE afirman que es un “mito” que las bacterias que se encuentran dentro y alrededor de un diente con endodoncia puedan causar una enfermedad. v

Pero ellos basan esa afirmación en la misma suposición equivocada de que las bacterias en estos dientes enfermos son las MISMAS que las bacterias que normalmente se encuentran en su boca – y claramente ese no es el caso.

En la actualidad, las bacterias pueden identificarse por medio de un análisis de ADN, ya sea que estén vivas o muertas, de los rastros de los indicadores de ADN.

Como una continuación del trabajo del Dr. Price, la Fundación de Investigación de Elementos Tóxicos (TERF por sus siglas en inglés) utilizó un análisis de ADN para examinar un diente con endodoncia y encontraron contaminación bacteriana en el 100 por ciento de las muestras analizadas.

Identificaron 42 especies diferentes de bacterias anaeróbicas en 43 muestras. En las cavitaciones, identificaron 67 bacterias diferentes en 85 muestras analizadas, con muestras individuales que albergaban entre 19 y 53 tipos de bacterias cada una.

Las bacterias que se encontraron incluyen los siguientes tipos:

  • Capnocytophagaochracea vi

  • Fusobacteriumnucleatum vii

  • Gemellamorbillorum viii

  • Leptotrichiabuccalis

  • Porphyromonasgingivalis ix

¿Acaso estas son simplemente bacterias benignas y ordinarias?

Por supuesto que no:

  • cuatro de ellas pueden dañar su corazón

  • tres pueden dañar sus nervios

  • dos pueden dañar sus riñones

  • dos pueden dañar su cerebro

  • una puede dañar sus cavidades en los senos,

…así que son todo MENOS amigables. (Si quiere ver que tan desagradables pueden ser, lo invito a revisar las ‘Referencias’ a pie de pagina.)

Se encontró aproximadamente un 400 por ciento más de bacterias en la sangre que rodea el diente con endodoncia que lo que se encontró en el mismo diente, lo que sugiere que el diente incuba el ligamento periodontal es el suministro de alimentos.

Se descubrió que el hueso que rodea al diente afectado tiene aún MÁS bacterias… no es una sorpresa, ya que el hueso es un buffet virtual de los nutrientes bacterianos.


¿Desde Cuándo Es una Buena Idea Dejar una Parte Muerta DENTRO de su Cuerpo?

No existe otro procedimiento médico que permita dejar una parte de un cuerpo muerto dentro de su cuerpo.

Cuando el apéndice muere, es removido. Si usted sufre un congelamiento o gangrenarían de algún dedo del pie, este es amputado. Si un bebé muere en útero, por lo general el cuerpo inicia un aborto.

Su sistema inmunológico no se preocupa por las sustancias muertas y la simple presencia de tejido muerto puede provocar que su sistema inmunológico lance un ataque, que es otra de las razones por las que se deben evitar las endodoncias – dejan un diente muerto.

La infección, además de la reacción inmunológica de rechazo, provoca que se acumulen más bacterias en el tejido muerto.

En el caso de las endodoncias, se les da a las bacterias la oportunidad de irse hacia al torrente sanguíneo cada vez que muerde.


Porqué los Dentistas se Aferran a la Creencia de Que las Endodoncias son Seguras

La ADA rechaza la evidencia del Dr. Price, afirmando que las endodoncias son seguras, sin embargo no presentan información publicada o investigaciones reales que respalden su afirmación.

La Asociación Americana del Corazón recomienda una dosis de antibióticos antes de muchos procedimientos dentales de rutina, con el fin de prevenir la endocarditis infecciosa (EI) si padece de problemas cardíacos que lo predispongan a este tipo de infección.

Así que por un lado, la ADA reconoce que las bacterias orales pueden llegar desde su boca hasta su corazón y causar infecciones potencialmente mortales.

Pero al mismo tiempo, la industria vehementemente niega cualquier posibilidad de que estas mismas bacterias – cepas tóxicas CONOCIDAS por ser patógenas para los seres humanos – pueden esconderse en el diente afectado para ser liberadas en su torrente sanguíneo cada vez que mastica, en donde pueden causar graves daños a su salud de muchas maneras diferentes.

  • ¿Esto realmente es un salto tan grande?

  • ¿Podría haber otra razón por la que muchos dentistas, así como la ADA y la AAE, se niegan a admitir que las endodoncias son peligrosas?

Bueno, sí, de hecho si la hay.

La endodoncia es el procedimiento dental más rentable. x


Qué Necesita Saber Para EVITAR una Endodoncia

Recomiendo firmemente que no se practique una endodoncia nunca.

Arriesgar su salud con el fin de conservar un diente simplemente no tiene sentido. Lamentablemente, hay muchas personas que ya se han hecho una. Si este es su caso, debería considerar que le remuevan el diente, incluso si este se ve y se siente bien.

Recuerde, tan pronto como su sistema inmunológico se vea comprometido, su riesgo de desarrollar problemas serios de salud aumenta- y los ataques al sistema inmunológico son algo muy frecuente en el mundo actual.

Si le han extraído un diente, hay algunas opciones disponibles para usted.

  • Prótesis parcial:

    Está es una dentadura removible, que muchas veces es llamada “parcial”. Es la opción más sencilla y menos cara.

  • Puente:

    Este es un elemento más permanente, es como un diente real pero es un poco más complicado y más caro de construir.

  • Implante:

    Este es un diente artificial permanente, por lo general de titanio, implantado en las encías y mandíbula. Este procedimiento tiene algunos problemas debido a las reacciones a los metales que se utilizan. El zirconio es un material nuevo que ha mostrado tener menos complicaciones.

Pero el simple hecho de sacar el diente y poner algún tipo de sustituto artificial no es suficiente.

A los dentistas se les ha enseñado a quitar el diente pero dejar el ligamento periodontal. Pero como ya sabemos, este ligamento puede servir para alimentar las bacterias mortales.

La mayoría de los expertos que han estudiado esto, recomiendan que también se extraiga este ligamento, junto con un milímetro de cavidad ósea con el fin de reducir dramáticamente su riesgo de desarrollar una infección a causa de los tejidos infectados con bacterias que fueron dejados.

Le recomiendo firmemente que consulte a un dentista biológico, porque ellos son los únicos que han sido entrenados adecuadamente para hacer este tipo de extracción de manera correcta y segura, también son expertos en la eliminación de empastes de mercurio, de ser necesario.

Su enfoque sobre la atención dental es mucho más holístico y considera el impacto en todo su cuerpo – no SOLO en su boca.

Si necesita encontrar un dentista biológico en su área, le recomiendo visitar toxicteeth.org, xi una fuente patrocinada por Consumers for Dental Choice. Esta organización, liderada por Charlie Brown, es una organización de gran reputación que ha luchado para proteger y educar a los consumidores para que tomen decisiones mejor informadas sobre su cuidado dental.

La organización también dirige la Campaña por una Odontología libre de Mercurio.


Referencias

  1. Weston A. Price Foundation
  2. Price-Pottenger Foundation
  3. Weston A. Price Foundation June 25, 2010
  4. Quantum Cancer Management
  5. American Association of Endodontists
  6. Journal of Clinical Microbiology February 2007
  7. Journal of Clinical Microbiology July 2003
  8. Clinical Infectious Diseases June 1996
  9. Science Daily January 4, 2011
  10. The Wealthy Dentist July 12, 2011
  11. ToxicTeeth.org
  12. Fuente:bibliotecapleyades.net


Casi lo que faltaba:ahora resulta que hasta los que parecían inocuos,los “polvos talco”,son cancerígenos o potencialmente al menos.Lean la condena a Johnson&Johnson(debe pagar unos 65 millones de euros a la familia de una mujer fallecido por Cáncer de Ovarios)….

SALUDSentencia en EEUU
Johnson condenado a pagar a una usuaria de sus polvos de talco

Las evidencias científicas no son claras sobre el aumento del riesgo

El jurado considera que la firma no informó adecuadamente a los consumidores
24/02/2016 12:18

La firma estadounidense Johnson & Johnson ha sido condenada por un jurado de Alabama a pagar 72 millones de dólares (unos 65 millones de euros) a la familia de una mujer fallecida por cáncer de ovario, y que durante décadas empleó polvos de talco como parte de su higiene íntima.

Jackie Fox, de 62 años, falleció en octubre de 2015 después de una lucha de tres años contra el cáncer de ovario. Según reflejan los medios estadounidenses, la mujer habría usado durante 35 años polvos de talco de la firma Johnson & Johnson, algo que el jurado ha tenido en cuenta al condenar a la compañía.

Aunque durante las tres semanas de juicio se han puesto sobre la mesa varios estudios científicos que consideran que la relación entre este producto y el cáncer de ovario no está científicamente demostrada, el tribunal considera que la compañía fabricante ocultó información relevante a sus clientes. De hecho, según informa la cadena BBC otros miles de casos similares se acumulan ya en tribunales estadounidenses.

Instituciones como el Cancer Research británico o la Sociedad Americana del Cáncer admiten las incertidumbres que existen en la relación entre talco y el desarrollo de ciertos tumores, como el de ovario. En el año 2000, un estudio con 80.000 mujeres concluyó que no existía relación entre el uso de este producto y el desarrollo de cáncer de ovario.

La Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC) declaró el talco en 2006 ‘posible carcinógeno’ en su clasificación de sustancias (la misma que, por ejemplo, considera carcinógeno para el ser humano el consumo abusivo de carne roja y derivados cárnicos). La Asociación Americana, por su parte, admite que aunque algunos estudios epidemiológicos sí muestran un incremento del riesgo de cáncer entre las usuarias de este producto, ese incremento sería en cualquier caso pequeño.

En el caso de Missouri, el jurado ha tenido en cuenta documentos internos de la compañía al considerar que conspiró para ocultar datos qu relacionaban el producto con más riesgo de cáncer en ratones a los consumidores durante años, algo que la compañía ha negado al lamentar el veredicto. También ha anunciado que recurrirá el fallo y ha mostrado su solidaridad con la familia de la fallecida.

En EEUU, los polvos de talco de este fabricante (‘shower to shower’) se comercializan como un producto de higiene íntima, según la web especializada en Medicina Medscape. Según la agncia Bloomberg, el 19% de los hogares estadounidenses usa esta marca de talco, que genera unos ingresos anuales de 18,8 millones de dólares.
Fuente:elmundo.com


La empresa Monsanto en apuros:en California han reclasificado a uno de sus productos estrella,el Glisofato,como Cancerígeno con lo cual el Gobierno de EEUU tendría que obligarle (a Monsanto) a etiquetar el tal producto con la “advertencia de cancerígeno”….

La empresa criminal Monsanto demandó al Estado de California por reclasificar de cancerígeno al Glifosato
Graciela Vizcay Gomez
globalresearch.ca
mar, 26 ene 2016 08:55 UTC

La demanda tiene por objeto que no se agregue el herbicida a la lista de cancerígenos bajo la Proposición 65, que obliga al Estado a publicar una lista de los productos químicos que se sabe que causan cáncer, defectos de nacimiento u otros daños reproductivos. El anuncio se produjo el 4 de septiembre de 2015. Reuters informó que la empresa presentó la demanda contra la Oficina del Estado de Evaluación de Riesgos de Salud Ambiental (OEHHA) en los tribunales del estado de California para evitar que se informe a los residentes sobre los riesgos de los diferentes productos químicos, y sustancias que causan cáncer. OEHHA hizo el anuncio, después de que la Agencia Internacional de la Organización Mundial de la Salud para la Investigación sobre el Cáncer (IARC) anunció su probable vínculo con el cáncer en marzo de 2015.

mar, 26 ene 2016 08:55 UTC

La demanda tiene por objeto que no se agregue el herbicida a la lista de cancerígenos bajo la Proposición 65, que obliga al Estado a publicar una lista de los productos químicos que se sabe que causan cáncer, defectos de nacimiento u otros daños reproductivos. El anuncio se produjo el 4 de septiembre de 2015. Reuters informó que la empresa presentó la demanda contra la Oficina del Estado de Evaluación de Riesgos de Salud Ambiental (OEHHA) en los tribunales del estado de California para evitar que se informe a los residentes sobre los riesgos de los diferentes productos químicos, y sustancias que causan cáncer. OEHHA hizo el anuncio, después de que la Agencia Internacional de la Organización Mundial de la Salud para la Investigación sobre el Cáncer (IARC) anunció su probable vínculo con el cáncer en marzo de 2015.

Si el glifosato es añadido a la lista, Monsanto estaría obligado a proporcionar una advertencia en los marbetes a los consumidores, de que el producto químico es un reconocido carcinógeno

Monsanto afirma que esto es una violación de sus derechos de la Primera Enmienda y, de acuerdo con la denuncia presentada,

“causaría un daño irreparable a Monsanto y el público y que afectaría negativamente a la reputación de Monsanto para la fabricación de herbicidas seguros y confiables; sería potencialmente una pérdida de ventas y obligaría a la empresa a gastar importantes sumas de dinero para volver a etiquetar sus productos “.

Víctima del Glifosato
Si esto no fuera suficiente el Environmental Working Group, una organización de vigilancia de la industria que publica periódicamente informes sobre la seguridad de todo, desde productos de alimentos procesados y productos de cuidado personal, acaba de publicar una lista de los productos químicos más potentes, que causan cáncer , en su conocida lista “Dirty Dozen “(docena sucia).Otros estudios afirman que el glifosato no merece su lugar en la lista de los productos químicos que causan cáncer e incluyen una revisión completa hecha en 2015 por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria. La conclusión de la EFSA que el glifosato era seguro fue criticado tanto por la IARC y casi 100 científicos de alto nivel en Europa, que firmaron una carta abierta al comisario europeo de la salud Vitenis Andriukaitis en noviembre de 2015, acusando a las autoridades de la UE de ignorar esta opinión al hacer regulaciones de glifosato para Europa.

El Director de negocios de Monsanto, Gary Philpotts dijo que, “La opinión de la IARC es un caso atípico en este cuerpo de evidencia científica. Sin embargo, la opinión de la IARC encaja con los reclamos activistas contra los químicos y que estos grupos continúan invirtiendo en comunicaciones que tratan de poner en duda el consenso científico acerca de la seguridad del glifosato “.

Además, Phil Miller, vicepresidente de Monsanto de asuntos regulatorios, sostiene que la clasificación de la IARC es incoherente con otras investigaciones y “no es una base sólida para cualquier acción reguladora.”

Pamela Coleman, PhD de Farm and Food Policy y un analista del Instituto Cornucopia no está de acuerdo :

“Contrariamente a la actual concepción errónea generalizada de que el glifosato es relativamente inofensivo para los seres humanos, la evidencia disponible muestra que el glifosato puede más bien ser el factor más importante en el desarrollo de múltiples enfermedades y condiciones crónicas que han llegado a ser frecuente en las sociedades occidentalizadas.” Relacionado con la disfunción generalizada mitocondrial en las células, un problema más de una larga lista de problemas de salud como la enfermedad de Alzheimer, la diabetes tipo 2, el Parkinson y la obesidad, según el Centro Canadiense para la Investigación sobre la Globalización.”

En octubre pasado la OEHHA de California, aceptaba comentarios públicos acerca de su intención de agregar al glifosato en el listado, de acuerdo con la Proposición 65, y recibió cerca de 8.000 comentarios con respecto a esta decisión, incluyendo los comentarios de Monsanto.

Víctima del Glifosato
California es un ejemplo a seguir en todo el mundo, lamentablemente Argentina sería incapaz de tomar una decisión análoga para protegernos del tóxico del siglo, con un Senasa estéril, menos aún en Buenos Aires, con un Ministro de Asuntos Agrarios ex empleado de Monsanto y con un Ministerio de Agricultura de la Nación, manejado por Aacrea, Aapresid y la sede oficial de la empresa al mando de Lino Barañao.Ser PROtransgénicos y PROvenenos es parte del Cambio, para desgracia de los argentinos. Como respuesta, el latiguillo es que la culpa la tiene el que se fué, no del que llega a incentivar y a perpeturar el genocidio silencioso.

Si el glifosato es añadido a la lista, Monsanto estaría obligado a proporcionar una advertencia en los marbetes a los consumidores, de que el producto químico es un reconocido carcinógeno

Monsanto afirma que esto es una violación de sus derechos de la Primera Enmienda y, de acuerdo con la denuncia presentada,

“causaría un daño irreparable a Monsanto y el público y que afectaría negativamente a la reputación de Monsanto para la fabricación de herbicidas seguros y confiables; sería potencialmente una pérdida de ventas y obligaría a la empresa a gastar importantes sumas de dinero para volver a etiquetar sus productos “.

Víctima del Glifosato
Si esto no fuera suficiente el Environmental Working Group, una organización de vigilancia de la industria que publica periódicamente informes sobre la seguridad de todo, desde productos de alimentos procesados y productos de cuidado personal, acaba de publicar una lista de los productos químicos más potentes, que causan cáncer , en su conocida lista “Dirty Dozen “(docena sucia).Otros estudios afirman que el glifosato no merece su lugar en la lista de los productos químicos que causan cáncer e incluyen una revisión completa hecha en 2015 por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria. La conclusión de la EFSA que el glifosato era seguro fue criticado tanto por la IARC y casi 100 científicos de alto nivel en Europa, que firmaron una carta abierta al comisario europeo de la salud Vitenis Andriukaitis en noviembre de 2015, acusando a las autoridades de la UE de ignorar esta opinión al hacer regulaciones de glifosato para Europa.

El Director de negocios de Monsanto, Gary Philpotts dijo que, “La opinión de la IARC es un caso atípico en este cuerpo de evidencia científica. Sin embargo, la opinión de la IARC encaja con los reclamos activistas contra los químicos y que estos grupos continúan invirtiendo en comunicaciones que tratan de poner en duda el consenso científico acerca de la seguridad del glifosato “.

Además, Phil Miller, vicepresidente de Monsanto de asuntos regulatorios, sostiene que la clasificación de la IARC es incoherente con otras investigaciones y “no es una base sólida para cualquier acción reguladora.”

Pamela Coleman, PhD de Farm and Food Policy y un analista del Instituto Cornucopia no está de acuerdo :

“Contrariamente a la actual concepción errónea generalizada de que el glifosato es relativamente inofensivo para los seres humanos, la evidencia disponible muestra que el glifosato puede más bien ser el factor más importante en el desarrollo de múltiples enfermedades y condiciones crónicas que han llegado a ser frecuente en las sociedades occidentalizadas.” Relacionado con la disfunción generalizada mitocondrial en las células, un problema más de una larga lista de problemas de salud como la enfermedad de Alzheimer, la diabetes tipo 2, el Parkinson y la obesidad, según el Centro Canadiense para la Investigación sobre la Globalización.”

En octubre pasado la OEHHA de California, aceptaba comentarios públicos acerca de su intención de agregar al glifosato en el listado, de acuerdo con la Proposición 65, y recibió cerca de 8.000 comentarios con respecto a esta decisión, incluyendo los comentarios de Monsanto.

Víctima del Glifosato
California es un ejemplo a seguir en todo el mundo, lamentablemente Argentina sería incapaz de tomar una decisión análoga para protegernos del tóxico del siglo, con un Senasa estéril, menos aún en Buenos Aires, con un Ministro de Asuntos Agrarios ex empleado de Monsanto y con un Ministerio de Agricultura de la Nación, manejado por Aacrea, Aapresid y la sede oficial de la empresa al mando de Lino Barañao.Ser PROtransgénicos y PROvenenos es parte del Cambio, para desgracia de los argentinos. Como respuesta, el latiguillo es que la culpa la tiene el que se fué, no del que llega a incentivar y a perpeturar el genocidio silencioso.
Fuente:es.sott.net


La OMS advierte de que el Mate,tan bebido en Sudamérica,por tomarse calentito y porque las hierbas son rociadas con el peligroso “glifosato”(Monsanto)como herbicida,”probablemente puede causar Cáncer”.O sea que para mayor usar hierba mate orgánica,nó?..

OMS alerta: “El mate puede causar cáncer”
Publicado: 21 may 2015 14:54 GMT | Última actualización: 21 may 2015 16:20 GMT
6.9K719
¿Por qué el mate relacionan con cáncer? REUTERS/Stefano Rellandini

Recientemente la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha dictaminado que el glifosato, un herbicida que se usa en la producción de yerba mate, “probablemente puede causar cáncer”. Además señaló que precisamente la ingesta caliente de la infusión es lo que representa más peligro. Estudios anteriores demuestran esta conclusión.

En 1991 la Agencia Internacional para la Investigación sobre Cáncer (IARC, por sus siglas en inglés) clasificó el mate caliente como cancerígeno y lo puso en la categoría de riesgo 2A, el grupo que incluye alimentos y productos “probablemente cancerígeno para humanos”.

Según BBC Mundo, que tuvo acceso al informe correspondiente de la IARC, en la década de los 90 se realizaron varios estudios que revelan el riesgo de cáncer para aquellos que beben la infusión de yerba mate caliente. Sin embargo, no especifican de qué modo el mate resulta tan peligroso.

Tres estudios de control en Sudamérica investigaron la relación entre el mate y el cáncer de esófago. Uno de los estudios, realizados en Uruguay mostró que “quienes beben mucho mate tenían cerca de diez veces más posibilidades de desarrollar cáncer que las personas que no toman mate”, precisa el informe.

Los expertos que llevaron a cabo estas investigaciones concluyeron que el consumo de mate y el cáncer del tracto gastrointestinal superior “sugieren una fuerte asociación”.
Fuente:actualidad.rt.com


Les dejo con un extenso artículo acerca de la prohibición del herbicida Glifosato(Monsanto)en Parques Públicos de diversas ciudades del mundo por la implicaciónde tal herbicida en aparición de tumores en ratas y su posible riesgo en humanos…En fin,todo irá saliendo……

http://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2015-05-04/toda-la-verdad-sobre-la-peligrosa-sustancia-quimica-con-la-que-fumigan-nuestras-calles_764806/


Los rusos lo prohibieron una vez que lo estudiaron profundamente quedando tan afectados por los efectos terribles sobre la salud humana:me refiero al peligrosísimo MICRO-ONDAS,háganse el gran favor a sí mismos de desprenderse de tal aparato.Seguro que lo harán si leen el extenso artículo de abajo..

por Joseph M. Mercola

Mayo 18, 2010
,HÁGANSE

A estas alturas, probablemente usted sabe que lo que come tiene un impacto profundo en su salud.

El mantra,

“Usted es lo que come”, realmente es cierto.

Pero necesita considerar no sólo QUÉ comprar, sino también cómo cocinarlo.

Lo ideal es comerse la mayoría de sus alimentos en su forma cruda. Pero la mayoría de nosotros no seremos capaces de llevar una alimentación basada en alimentos completamente crudos, por lo que terminaremos cocinando un porcentaje de nuestros alimentos.

Una preparación inteligente de los alimentos comienza con alimentos de alta calidad y la preparación de alimentos, eso significa decirle adiós al horno de microondas. ¿Necesita esterilizar los trapos de la cocina? Entonces utilice el microondas.

Pero utilizar el microondas es una MALA idea si lo que quiere es preparar alimentos saludables.

¿Por qué el no al uso del microondas? Cuando se trata de hornos de microondas, el precio que se paga por la comodidad es bastante caro, ya que está poniendo en peligro su salud.

En este artículo, revisaré lo que sabemos sobre los efectos que tiene el microondas en sus alimentos y en su salud.

El Triste Estado de Nuestros Suelos

Durante el siglo pasado, disminuyó la calidad de los alimentos frescos debido al agotamiento del suelo, gracias a las prácticas agrícolas no sostenibles, la sobreproducción de cultivos y el uso de pesticidas y herbicidas.

Ya no se puede asumir que usted estará obteniendo todas las vitaminas, minerales, enzimas y fitonutrientes que necesita con sólo comer una gran variedad de alimentos frescos- incluso si son orgánicos.

No es de sorprender que en la actualidad una caloría le brinde menos nutrición de un caloría de hace 100 o incluso 50 años.

Tres estudios recientes sobre la composición histórica de los alimentos han demostrados de un 5 a 40 por ciento de disminución en la cantidad de minerales en los productos frescos y otro estudio encontró una disminución similar en nuestras fuentes de proteína. 1

Así que ahora, más que nunca, debe tener cuidado al momento de “hacer una buena inversión” cuando se trata de los alimentos que come.

La investigación demuestra que su horno de microondas NO lo ayudará a lograrlo- y de hecho será una amenaza para su salud, ya que elimina las moléculas en sus alimentos, en el mejor de los casos, dejará algunos nutrientes inertes y en el peor de los casos, producirá toxinas cancerígenas.

La Comodidad Representa una Amenaza Tóxica Significativa para Usted y Su Familia

El microondas calienta los alimentos provocando que las moléculas de agua en ellos resuenen a frecuencias muy altas y por lo tanto convierta en vapor lo que calienta sus alimentos.

Aunque esto puede calentar rápidamente sus alimentos, lo que la mayoría de las personas no saben es que también provoca cambios en la estructura química de los alimentos.

Desde que los microondas fueron introducidos por primera vez hace más de 40 años, han emergido numerosos problemas, además de acabar con el valor nutricional de sus alimentos, de lo cual hablaremos más tarde.

La primera cosa que probablemente notó cuando comienzo a calentar sus alimentos en hornos de microondas fue cómo el calentado no era igual en todas las partes del alimento.

Los “puntos calientes” en los alimentos calentados en el microondas pueden ser lo suficientemente calientes como para causar quemaduras- o provocar una “explosión de vapor”. Esto ha dado lugar a que se les aconseje a las madres que no utilicen el horno de microondas para calentar la mamila de sus bebés, ya que los bebés han sido quemados con lugares que no fueron detectados y estaban sumamente calientes.

Otro problema con los hornos de microondas es que las toxinas cancerígenas liberadas de los contenedores de plástico o papel pueden filtrarse a sus alimentos.

La edición de Enero/Febrero de Nutrition Action Newsletter reportó una fuga de numerosas toxinas químicas delos empaques de los alimentos para microondas, incluyendo las pizzas, palomitas y patatas fritas. Las sustancias químicas incluyen tereftalato de polietileno (PET), benceno, tolueno y xileno.

Calentar alimentos grasos contenidos en empaques de plástico en el microondas produce la liberación de dioxinas (sustancias cancerígenas) y otras toxinas en sus alimentos. 2

Uno de los peores contaminantes es el BPA, o bisphenol A, un compuesto similar al estrógeno usado ampliamente en productos de plástico. De hecho, los platos hecho especialmente para el microondas frecuentemente contienen BPA, pero muchos otros productos de plástico también los contienen.

El uso del microondas distorsiona y deforma las moléculas de cualquier alimento u otras sustancias. Un ejemplo de esto son los productos sanguíneos.

Normalmente, la sangre es calentada antes de ser transfundida a otras personas. Ahora sabemos que calentar la sangre en el microondas daña sus compuestos.

De hecho, una mujer murió después de recibir una transfusión de sangre calentada en un microondas en 1991, lo cual dio lugar a una demanda muy publicitada.

La Fuga de Radiación del Microondas

Probablemente haya escuchado que existe el peligro de que escapen microondas de su horno de microondas cuando está siendo utilizado.

Este era un riesgo mayor con los primeros modelos de hornos de microondas que con los recientes, ya que estos últimos son sometidos a pruebas mucho más rigurosas.

Teóricamente, hay cantidades muy pequeñas de fuga de radiación, pero la FDA reporta que estos niveles son,

“insignificantes” y que “se encuentran muy por debajo del nivel que causa daños a las personas”.

La FDA ha estado regulando los hornos de microondas desde 1971 por medio de su programa de control de radiación, que fue ordenado por la ley de Control de Radiación de Productos Electrónicos de la Reguladora de Alimentos, Medicamentos y Cosméticos. 3

LA FDA limita la cantidad de microondas que pueden salir de un horno en su vida útil a 5 milivatios (mW) por centímetro cuadrado a aproximadamente 2 pulgadas de la superficie del horno.

Porque la energía de las microondas disminuye dramáticamente a medida que se mueve de la fuente de radiación, una medición hecha a 20 pulgadas de su horno sería de aproximadamente una centésima de parte del valor de la medición a 2 pulgadas.

La norma federal también requiere que todos los hornos tengan,

“dos sistemas independientes de bloqueo que detengan la producción de microondas al momento en que se abre la puerta.”

También requiere de un sistema de monitoreo, que detenga la operación en caso de que falle alguno o ambos sistemas de bloqueo.

Uno pensaría que con todas estas pruebas y regulaciones, un horno de microondas es seguro.

Sin embargo, de acuerdo con Powermatch, una organización independiente sin fines de lucro que tiene un papel muy importante en el debate sobre la radiación de los microondas:

“Incluso cuando el horno de microondas está funcionando adecuadamente, los niveles de microondas dentro de la cocina son probablemente significativamente más altos que los producidos por las bases de los teléfonos que se encuentran cerca.

También recuerde que las microondas viajan a través de las paredes si el horno de microondas se encuentra pegado a estas.”

Powermatch también afirma que no sabemos si las regularizaciones actuales sobre la fuga de radiación son realmente seguras y recomienda que los hornos de microondas sean revisados al menos una vez al año, dado que las emisiones de microondas pueden cambiar con el uso.

También podría considerar comprar un dispositivo de prueba por $20 que le permita chequear la radiación dentro de su hogar.

Asegúrese que, si usted utilizará el microondas para limpiar esponjas o cualquier otra cosa, revise la puerta y bisagras para ver que estas cierren correctamente. Si la puerta no cierra correctamente, o esta chueca, doblada o dañada, no lo utilice.

Pero incluso cuando no hay nada malo en su microondas, tenga en mente mantenerse un pie alejado de este mientras esta funcionando ya que podría exponerse a más de 400 miliGauss y tan sólo 4 miliGauss han sido relacionados con la leucemia.

Ciertamente, sería bueno evitar que sus hijos se acerquen al microondas cuando está funcionando, usted también debe evitar hacerlo- especialmente si está embarazada.

También, dado a que sus ojos son especialmente susceptibles a la radiación de microondas (las altas exposiciones a microondas son conocidas por causar cataratas), le recomiendo mantenerse alejado mientras su horno está en uso.

Nuevo Estudio Confirma que las Microondas Afectan su Corazón

Un estudio reciente que examinó los efectos de 2.4 GHz de radiación (que es la frecuencia de la radiación emitida por las fuentes de Wi-Fi y de los hornos de microondas) en el corazón.

El estudio descubrió “evidencia inequívoca” de que la frecuencia de la radiación del microondas afecta al corazón a niveles no termales que se encuentran muy por debajo de las normas de seguridad federales, de acuerdo con la Dra. Magda Havas de la Universidad de Trente. 4

La Dra. Haves afirma:

“Este es el primer estudio que documenta los cambios inmediatos y dramáticos tanto en el ritmo cardíaco como en la variabilidad del ritmo cardiaco causados por un dispositivo aprobado que genera microondas a niveles muy por debajo (0.3 por ciento) de las normas de seguridad de Canadá y los Estados Unidos.”

Los escépticos ya no pueden afirmar que los microondas no producen efectos biológicos inmediatos a niveles ordinarios utilizados en el hogar.

El estudio estará apareciendo en una revista en el verano del 2010. Si usted experimenta un ritmo cardiaco rápido o irregular, dolor o presión en el pecho, entonces debe visitar a su médico.

También existe evidencia de que esta misma frecuencia de radiación provoca que aumenten los niveles de azúcar en la sangre en individuos susceptibles y en realidad podría ser la causa de un tipo de diabetes.

El Microondas También Elimina los Nutrientes de sus Alimentos

Se ha investigado muy poco sobre cómo los microondas afectan las moléculas orgánicas o cómo responde el cuerpo humano a los alimentos calentados en el microondas.

¿No esperaría que un producto que se encuentra en más del 90 por ciento de las cocinas, así como en prácticamente todas las salas de descanso del país, debiera haber sido investigado a fondo sobre su seguridad?

Los pocos estudios que han hecho sobre esto han llegado a la misma conclusión, en la mayor parte, que los alimentos calentados en el microondas sufren un daño en su valor nutricional. El microondas convierte sus hermosos vegetales orgánicos, por los que a pagado una buena cantidad de dinero, en alimentos “muertos” que pueden causar enfermedades.

Calentar los alimentos puede causar una pérdida de nutrientes, pero calentar los alimentos en el microondas produce un problema adicional el llamado “efecto de microondas”, un fenómeno que será discutido a detalle más adelante.

La mayoría de los estudios sobre los microondas y la nutrición fueron realizados antes del 2000, sospecho que debido a que el centro de la investigación de la radiación de los últimos tiempos ha sido cambiada hacia una amenaza más siniestra:

la radiación ambiental producida por los dispositivos electromagnéticos, como los teléfonos celulares y computadoras, que se ha convertido en una nube gigante de contaminación electrónica alrededor del mundo durante la última década.

No obstante, se ha recopilado excelente información científica sobre los efectos perjudiciales de las microondas en los nutrientes de sus alimentos:

Un estudio publicado en noviembre del 2003 en el Journal of the Science of Food and Agriculture 5 encontró que el brócoli calentado en el microondas con un poco de agua perdió más del 97 por ciento de sus benéficos antioxidantes.

En comparación, con el brócoli cocido al vapor que perdió un 11 por ciento o menos de sus antioxidantes. También hubo reducción de los compuestos fenólicos y glucosinolatos, sin embargo los niveles de minerales permanecieron intactos.

Un estudio escandinavo realizado en 1999 sobre el cocido de espárragos descubrió una reducción en la vitamina C6 causada por el microondas. 6

En un estudio sobre el ajo, 60 segundos de calentado en el horno de microondas basto para desactivar su alinasa, que es el principal ingrediente activo del ajo que combate el cáncer. 7

Un estudio japonés realizado por Watanabe demostró que tan sólo 6 minutos de calentado en el microondas transforma el 30-40 por ciento de la vitamina B12 de la leche en una forma inerte (muerta). 8

Este estudio ha sido citado por el Dr. Andrew Weil como evidencia de su preocupación sobre los efectos del microondas.

El Dr. Weil escribió:

“Podría haber peligros relacionados con los alimentos calentados en el microondas…hay una pregunta sobre si el microondas altera la química de las proteína en formas que podrían ser dañinas.”

Un reciente estudio australiano 9 demostró que las microondas causan un mayor grado de “despliegue de la proteína” que el calentado convencional.

Calentar la comida en el microondas puede destruir los agentes esenciales que combaten las enfermedades en la leche materna que le brindan la protección a su bebé.

En 1992, Quand encontró que la leche materna calentada en microondas pierde la actividad de la lisozima, anticuerpos y fomenta el crecimiento de bacterias patogénicas. 10

Quand afirmó que se causó más daño en la leche materna al ser calentada en el horno de microondas que en cualquier otro método de calefacción, concluyendo:

“El uso del microondas puede estar contraindicado a altas temperaturas y cuestiona su seguridad incluso a bajas temperaturas.”

Otro estudio sobre la leche materna/fórmula para bebés realizado por Lee en 1989, 11 descubrió que el contenido de vitamina disminuye al utilizar el horno de microondas y ciertamente los aminoácidos son convertidos en sustancias biológicamente inactivas.

Algunos aminoácidos alterados son venenosos para el sistema nervioso y los riñones. (Numerosos autores mencionan este estudio, son embargo no pude encontrar el artículo/estudio original, por lo que personalmente no puedo validarlo.)

Aunque muchos de los estudios anteriores no son recientes, sin duda hay muchas pruebas de que utilizar el horno de microondas NO es bueno para sus alimentos.

Cómo Es Que su Microondas Calienta sus Alimentos

Las microondas son una forma de radiación electromagnética- las ondas de energía electrónica y magnética se mueven juntas a través del espacio.

Las gamas de radiación EM provenientes del alto nivel de energía (rayos gamma y rayos-X) en un extremo del espectro a niveles muy bajos de energía (ondas de radio) en el otro extremo del espectro.

Las microondas se encuentran en el extremo bajo de energía del espectro, solamente después de las ondas de radio. Tienen una longitud de onda de alrededor de 4,8 pulgadas, aproximadamente el ancho de la cabeza.

Las microondas son generadas por algo llamado magnetrón (un término derivado de las palabras “magneto” y “electrón”), que también es lo que permitió el uso del radar aerotransportado durante la Segunda Guerra Mundial. De ahí el nombre que le dieron primero a los hornos de microondas: rangos de radar.

Un magnetrón es un tubo en el cual los electrones son sometidos a campos magnéticos y eléctricos, produciendo un campo electromagnético con una frecuencia de microondas de aproximadamente 2,450 megaHertz (MHz), que son 2.4 gigaHertz (GHz).

Las microondas causan calentamiento dieléctrico. Rebotan en el interior de si horno y son absorbidos por los alimentos que coloca en este.

Dado que las moléculas de agua son bipolares, teniendo un extremo positivo y uno negativo, rotan rápidamente alterando el campo eléctrico. Las moléculas de agua en los alimentos vibran violentamente a frecuencias extremadamente altas- como millones de veces por segundo- creando una fricción molecular, que termina calentando el alimento.

Si el alimento o el objeto que coloca en el microondas no tienen agua no será capaz de producir esta resonancia y no se calentará. O, como lo llama el periodista William Thomas, 12 “latigazo eléctrico”.

Las estructuras de las moléculas de agua son separadas y deformadas. Esto es diferente a lo que sucede cuando se calienta de forma convencional, donde el calor es trasferido de afuera hacia adentro. El calentar alimentos en el microondas comienza con las moléculas en donde el agua está presente.

Contrario a la creencia popular, los alimentos calentados en el microondas no se calientan de “adentro hacia afuera”.

Cuando se calientan los alimentos, las ondas calientan la capa de afuera y las capas de adentro son calentadas principalmente por la conducción de calor desde las capas exteriores a las interiores.

Dado a que no todas las áreas contienen la misma cantidad de agua, el calentamiento es uniforme.

Calentar en el horno de microondas crea nuevos compuestos que no se encuentran ni en los seres humanos ni en la naturaleza, llamados compuestos radiolíticos. Aún no sabemos que le hacen estos compuestos a nuestro cuerpo.

Además de los efectos por la violenta fricción del calor, están los efectos atérmicos, que no se entienden del todo debido a que no son fáciles de medir. Son estos efectos atérmicos los responsables de muchas deformaciones y degradación de células y moléculas. 13

Como un ejemplo, el microondas es utilizado en el campo de la tecnología de genes para alterar las membranas celulares débiles. Los científicos utilizan el microondas para separar las células. Las células deterioradas se convierten presa fácil de los virus, hongos y otros microorganismos.

Otra palabra para estos efectos atérmicos es el “efecto microondas”, un tema de controversia del que hablaré más adelante.

La Enfermedad del Microondas

Cuando sus tejidos son expuestos directamente a las microondas, ocurren las mismas deformaciones violentas y causa la “enfermedad del microondas”.

Las personas que son expuestas a altos niveles de radiación de microondas experimentan a una variedad de síntomas, incluyendo:

Insomnio, sudores nocturnos y problemas de sueño

Dolor de cabeza y mareos

Inflamación de los ganglios linfáticos y un sistema inmunológico debilitado

Deterioro cognitivo

Depresión e irritabilidad

Nauseas y pérdida del apetito

Problemas en los ojos

Micción frecuente y sed extrema

Existe una buena cantidad de información emergiendo de que las personas están sufriendo, en diferentes grados, este tipo de síntomas causados por los teléfonos celulares y la radiación de alta frecuencia emitida por las antenas, la cual también es emitida por el horno de microondas todo el día.

De acuerdo con el profesor Franz Adelkofer, uno de los principales científicos en el área de los efectos biológicos de los campos EMF:

“Existe evidencia real de que la hiperfrecuencia de los campos electromagnéticos puede tener efectos geno-tóxicos. Y este daño del ADN siempre es la causa del cáncer.

Hemos encontrado que estos efectos dañinos en los genes a niveles por debajo de los limites de seguridad. Es por eso que pensamos que es urgente basar los límites de seguridad en los efectos biológicos, no en los térmicos.

Deberían basarse en la biología, no en la física.”

Veinte Años de Investigación Rusa Respaldan las Preocupaciones por los Microondas

A los nazis se les atribuye el primer dispositivo de calentamiento por microondas, lo crearon para proporcionar apoyo alimentario móvil a sus tropas durante la invasión de la Unión Soviética en la Segunda Guerra Mundial. 14

Estos primeros hornos de microondas fueron experimentales. Después de la guerra, el Departamento de Guerra de los Estados Unidos tuvo la tarea de investigar la seguridad de estos hornos de microondas.

Pero fueron los rusos los que realmente tomaron al toro por los cuernos.

Después de la guerra, los rusos recuperaron algunos de estos hornos y comenzaron una investigación sobre sus efectos biológicos. Alarmados por lo que descubrieron, en 1976 los rusos prohibieron los hornos de microondas, comenzaron la prohibición durante la Perestroika.

Veinte años de investigación rusa (y estudios alemanes de 1942) representan un fuerte argumento contra la seguridad de los hornos de microondas.

Sus conclusiones llevaron al gobierno ruso a emitir una alerta internacional sobre el posible daño biológico y ambiental relacionado con el uso de los hornos de microondas y otros dispositivos con frecuencias electrónicas similares (como los teléfonos celulares).

No pude evaluar personalmente ninguna de estas investigaciones, dado a que es difícil conseguir esos documentos, por lo que no puedo darle validez a su metodología o conclusiones. Todo lo que se puede hacer es reflexionar todo lo que se pueda sobre estas investigaciones.

El artículo de Powematch resume las siguientes investigaciones rusas muy bien, por lo que lo pondré exactamente igual:

Investigadores rusos encontraron que se formaron sustancias cancerígenas en casi todos los alimentos probados.

El calentamiento de la leche y granos en el microondas convirtió algunos aminoácidos en sustancias cancerígenas.

Las carnes preparadas en el microondas produjeron agentes causantes de cáncer d-Nitrosodientanolaminas.

El calentamiento de alimentos congelados en el microondas convirtió sus glucósidos y galactósidos en sustancias cancerígenas.

Una exposición extremadamente breve de vegetales congelados, cocidos o crudos, convirtió sus alcaloides en cancerígenos.

Los radicales libres cancerígenos se formaron al calentar plantas en el microondas- especialmente la raíz de los vegetales.

Se encontró una degradación estructural que produce la disminución del valor nutricional de un 60 a 90 por ciento en todos los alimentos probados, con reducciones significativas en la biodisponibilidad del complejo de vitamina B, vitamina C y E, minerales, lipotrópicos (sustancias que impiden la acumulación anormal de la grasa).

Debería añadir que estos resultados están respaldados por un estudio japonés realizado en 1998 por Watanabe sobre la vitamina B12 en la leche, del cual hablé en la parte de arriba.

El Estudio Clínico Suizo: Hans Hertel

Alguna evidencia bastante convincente que respalda los efectos destructivos del microondas proviene de un estudio realizado por un científico suizo llamado Hans Hertel.

El Dr. Hertel fue el primer científico en estudiar los efectos de los alimentos calentados en el microondas en la sangre y la fisiología humana.

Su pequeño estudio, en coautoría con el Dr. Bernard Blanc del Instituto Federal de Tecnología de Suiza y el Instituto Universitario de Bioquímica, reveló fuerzas degenerativas producidas por los hornos de microondas en los alimentos que cocinaron.

El Dr. Hertel concluyó que el uso del horno de microondas cambiaba los nutrientes de los alimentos y que los cambios se produjeron en la sangre, lo que podría causar efectos negativos en la salud.

Las conclusiones de Hertel fueron que calentar los alimentos en el microondas puede:

Aumentar los niveles de colesterol

Disminuir el número de leucocitos (glóbulos blancos), lo que sugiere envenenamiento

Disminuir el número de glóbulos rojos

Producir compuesto radiolíticos

Disminuir los niveles de hemoglobina, lo que sugiere anemia

No es de sorprender que el estudio del Dr. Hertel fuera rechazado por todos aquellos que tienen mucho que perder.

Se emitió una orden de silencio contra el Dr. Hertel por una organización suiza en 1992, la cual fue removida en 1998. Pero un periodista estadounidense, Tom Valentine, publicó los resultados del estudio de Hertel en Search for Health en la primavera de 1992. 15

El estudio no estuvo libre de defectos. Sólo involucró a 8 participantes, de los cuales Hertel era uno de ellos. Tan convincente como fueran sus resultados, su metodología no se sometió a los rigores científicos del campo.

A pesar de las deficiencias metodológicas del estudio de Hertel, sus resultados aumentan las preocupaciones sobre lo que provoca esta forma de radiación a sus alimentos y de lo cual debería investigarse con mayor detalle en el futuro.

Hertel escribió:

“No hay átomos, moléculas o células de ningún sistema orgánico capaces de resistir este violento y destructivo poder durante algún periodo de tiempo. Esto pasará incluso si el horno de microondas tiene baja potencia de milivatios.”

Y también esta el problema de los biofotones.

Los Posibles Efectos de las Microondas en sus Biofotones

La biofotónica es el estudio, investigación y aplicación de los fotones en sus interacciones dentro de los sistemas biológicos. Gran parte del trabajo realizado en esta área fue hecho en Alemania.

El Dr. Dietrich Klinghardt habla de los biofotones en nuestra entrevista realizada en el 2008.

Los biofotones son pequeñas unidades físicas de luz que son almacenadas y utilizadas por los organismos biológicos- incluyéndolo a usted. La energía solar vital encuentra el camino hacia sus células por medio de los alimentos que come, en forma de estos biofotones.

Los biofotones contienen importante bio-información y muy importante para muchos procesos vitales del cuerpo. Son en parte responsables por su sentimiento de vitalidad y bienestar. Usted obtiene los biofotones comiendo alimentos ricos en biofotones, como los vegetales orgánicos y las frutas que maduran con el sol que son ricas en energía solar.

Mientras más energía puedan almacenar los alimentos, más nutritivos serán.

Si el “efecto de microondas” existe (como verá, existe mucha evidencia que lo demuestra), entonces las microondas puede destruir los biofotones de la misma forma que alteran otras estructuras, dejando su comida muerta y sin vida.

Parece bastante probable que las microondas alteren o destruyan los biofotones, dado a que son capaces de romper las uniones del ADN.

En mi búsqueda, no he encontrado estudios de los efectos del microondas en los biofotones, pero parece ser un buen ángulo para investigaciones futuras.

Los Efectos a Largo Plazo Causados por la Exposición a la Radiación No Ionizante

Una de las mayores controversias sobre los efectos de las microondas es si estas ejercen o no cualquier tipo de fuerza más allá del calor, comúnmente llamada como “efecto de microondas” o “efecto atérmico”.

Primero es necesario entender la diferencia entre la radiación ionizante y la radiación no ionizante.

Existen dos formas básicas de radiación: la ionizante y la no ionizante: 16

La Radiación Ionizante:

Crea iones cargados al desplazar los electrones en los átomos, incluso sin calor. Algunos ejemplos de la radiación es la emitida por las sustancias radiactivas en las rocas, suelos, rayos cósmicos del sol y la radiación hecha por el hombre como las maquinas de rayos-X, centrales eléctricas y reactores nucleares.

La Radiación No Ionizante:

Puede cambiar la posición de los átomos pero no alterar su estructura, composición y propiedades. Algunos ejemplos son la luz, ondas infrarrojas y ultravioleta, ondas de radio o televisión, teléfonos celulares, hornos de microondas y mantas eléctricas.

A pesar del hecho de que no es capaz de separar los átomos, la radiación no ionizante (como las microondas) PUEDEN causar alteraciones físicas.

Por ejemplo, la luz del sol puede dañar su piel y ojos. La sobre-exposición a la radiación puede afectar los tejidos causando daño molecular, mutaciones del ADN y otros cambios que pueden provocar cáncer.

La preocupación es, con toda esta radiación que nos rodea de los teléfonos celulares, torres de radio, satélites, antenas, radares militares y de aviación, dispositivos electrónicos para el hogar, computadoras e Internet, todos involuntariamente somos parte de un experimento epidemiológico, en una escala nunca antes vista en la historia de la raza humana.

Y la verdad es que realmente no SABEMOS lo que provoca la radiación a largo plazo- incluso la del tipo no ionizante.

Pero aquí algunas cosas que SI SABEMOS: 17

Los efectos a bajos niveles pueden ser más notables que a altos niveles.

Existe algo llamado “efecto ventana”, que quiere decir que un efecto ocurre sólo a frecuencias especificas o densidades de potencia, pero no por encima o por debajo de estas.

Un gran número de estudios demuestran los efectos de la radiación del microondas en las células sanguíneas por medio de este fenómeno.

Para una discusión completa de esto, puede leer Microwaving Our Planet, escrito por Arthur Firstenberg, presidente del Grupo de Trabajo de Teléfonos Celulares.

Cindy Sage de Asociados Sage, una firma de consultoría ambiental ha copilado una lista completa de estudios 18 que demuestran los efectos biológicos de la exposición a la radiofrecuencia en niveles por debajo de lo que seria explicable como “efectos térmicos” y está dentro del rango al que usted está expuesto todos los días.

La resonancia intensifica los efectos biológicos.

La resonancia ocurre cuando una forma de radiación tiene una frecuencia similar a una parte del cuerpo. Por ejemplo, las frecuencias de microondas son similares a las frecuencias de su cerebro.

Por lo general los estudios se hacen en periodos cortos a altas intensidades.

Los científicos afirman que la duración de la exposición es igual de importante que la intensidad, pero muchas veces NO es estudiada, los niveles bajos de exposición pueden tener efectos equivalentes a más intensidad a corto plazo.

Los efectos de la radiación son acumulativos.

Su cuerpo se vuelve más sensible a ella con el paso del tiempo.

Ya no hay ningún grupo de control, debido a que los humanos comenzaron a someterse a una exposición descontrolada a la radiación.

La falta de los grupos de control hace que sea más difícil tener estudios significativos.

El punto es, quedarse en la cocina mientras el horno de microondas calienta su cena, noche tras noche, no lo hará brillar en la oscuridad.

Pero con el paso de los meses y años,

¿Cuál es el efecto acumulativo que tendrá esto en su cuerpo y su salud?

¿Por qué exponerse a estos peligros cuando hay alternativas más seguras disponibles?

¿Calentar la Comida en el Horno de Microondas es Más Peligroso que Utilizar un Horno Convencional?

Algunos expertos afirman que los efectos que tienen las microondas en las moléculas pueden explicarse como el “efecto térmico” del calentamiento- en otras palabras, calentar la comida en el horno de microondas es más dañino que utilizar un horno convencional.

Ellos argumentan que, debido a que las microondas son radiaciones no ionizantes, es imposible dañar sus células sanguíneas o eliminar el ácido fólico de las espinacas.

Otros han propuesto que existe una forma de “efecto microondas” que provoca cambios en las moléculas en una forma en que no lo hacen los hornos convencionales. Durante muchos años, la línea de partida fue que el “efecto microondas” es un mito.

Sin embargo, estudio tras estudio ha mostrado evidencia que dice lo contrario, demostrando los efectos que no pueden ser explicados como simples efectos térmicos.

En un carta titulada, “El ADN y el Efecto Microondas” 19 (de la Universidad del Estado de Penn, en el 2001), el autor revisa la historia de la controversia que rodea el efecto de microondas y los resultados de las investigaciones hasta la fecha. Él explica que, a pesar de que los fundamentos de la termodinámica y la física dirían que el efecto microondas es imposible, los estudios siguen demostrando que existe.

Algunos de los puntos principales planteados en la carta son los siguientes:

Calentar con microondas y calentar con hornos convencionales podría parecer idéntico a un nivel “macro, pero los dos parecen tener un nivel molecular muy diferente.

Los microondas son efectivos para la esterilización, que ha sido estudiada durante décadas. Sin embargo, existe una controversia sobre si es el calor que genera o es algo más.

Un científico (Kakita 1995) 20 demostró que los microondas son capaces de fragmentar y destruir el ADN viral, algo que no se puede lograr con el calentamiento en si.

Muchos estudios ofrecen evidencia de que existen múltiples mecanismos para separar el ADN sin utilizar radiación ionizante, pero no existe una teoría que explique este fenómeno.

Algunos científicos están aprovechando el efecto microondas y están utilizando las microondas para acelerar las reacciones químicas, algunas veces por un factor de mil, que da como resultado la finalización de las reacciones en minutos, lo cual anteriormente tardaba días o meses y una gran cantidad de sustancias químicas. 21

Este nuevo descubrimiento en la “química de microondas” ha estimulado a los científicos escépticos para echar otro vistazo a lo que realmente hacen los microondas y cómo lo hacen.

A veces el sentido común prevalece sobre la evidencia empírica.

por Joseph M. Mercola

Mayo 18, 2010
del Sitio Web Mercola

Versión en ingles

A estas alturas, probablemente usted sabe que lo que come tiene un impacto profundo en su salud.

El mantra,

“Usted es lo que come”, realmente es cierto.

Pero necesita considerar no sólo QUÉ comprar, sino también cómo cocinarlo.

Lo ideal es comerse la mayoría de sus alimentos en su forma cruda. Pero la mayoría de nosotros no seremos capaces de llevar una alimentación basada en alimentos completamente crudos, por lo que terminaremos cocinando un porcentaje de nuestros alimentos.

Una preparación inteligente de los alimentos comienza con alimentos de alta calidad y la preparación de alimentos, eso significa decirle adiós al horno de microondas. ¿Necesita esterilizar los trapos de la cocina? Entonces utilice el microondas.

Pero utilizar el microondas es una MALA idea si lo que quiere es preparar alimentos saludables.

¿Por qué el no al uso del microondas? Cuando se trata de hornos de microondas, el precio que se paga por la comodidad es bastante caro, ya que está poniendo en peligro su salud.

En este artículo, revisaré lo que sabemos sobre los efectos que tiene el microondas en sus alimentos y en su salud.

El Triste Estado de Nuestros Suelos

Durante el siglo pasado, disminuyó la calidad de los alimentos frescos debido al agotamiento del suelo, gracias a las prácticas agrícolas no sostenibles, la sobreproducción de cultivos y el uso de pesticidas y herbicidas.

Ya no se puede asumir que usted estará obteniendo todas las vitaminas, minerales, enzimas y fitonutrientes que necesita con sólo comer una gran variedad de alimentos frescos- incluso si son orgánicos.

No es de sorprender que en la actualidad una caloría le brinde menos nutrición de un caloría de hace 100 o incluso 50 años.

Tres estudios recientes sobre la composición histórica de los alimentos han demostrados de un 5 a 40 por ciento de disminución en la cantidad de minerales en los productos frescos y otro estudio encontró una disminución similar en nuestras fuentes de proteína. 1

Así que ahora, más que nunca, debe tener cuidado al momento de “hacer una buena inversión” cuando se trata de los alimentos que come.

La investigación demuestra que su horno de microondas NO lo ayudará a lograrlo- y de hecho será una amenaza para su salud, ya que elimina las moléculas en sus alimentos, en el mejor de los casos, dejará algunos nutrientes inertes y en el peor de los casos, producirá toxinas cancerígenas.

La Comodidad Representa una Amenaza Tóxica Significativa para Usted y Su Familia

El microondas calienta los alimentos provocando que las moléculas de agua en ellos resuenen a frecuencias muy altas y por lo tanto convierta en vapor lo que calienta sus alimentos.

Aunque esto puede calentar rápidamente sus alimentos, lo que la mayoría de las personas no saben es que también provoca cambios en la estructura química de los alimentos.

Desde que los microondas fueron introducidos por primera vez hace más de 40 años, han emergido numerosos problemas, además de acabar con el valor nutricional de sus alimentos, de lo cual hablaremos más tarde.

La primera cosa que probablemente notó cuando comienzo a calentar sus alimentos en hornos de microondas fue cómo el calentado no era igual en todas las partes del alimento.

Los “puntos calientes” en los alimentos calentados en el microondas pueden ser lo suficientemente calientes como para causar quemaduras- o provocar una “explosión de vapor”. Esto ha dado lugar a que se les aconseje a las madres que no utilicen el horno de microondas para calentar la mamila de sus bebés, ya que los bebés han sido quemados con lugares que no fueron detectados y estaban sumamente calientes.

Otro problema con los hornos de microondas es que las toxinas cancerígenas liberadas de los contenedores de plástico o papel pueden filtrarse a sus alimentos.

La edición de Enero/Febrero de Nutrition Action Newsletter reportó una fuga de numerosas toxinas químicas delos empaques de los alimentos para microondas, incluyendo las pizzas, palomitas y patatas fritas. Las sustancias químicas incluyen tereftalato de polietileno (PET), benceno, tolueno y xileno.

Calentar alimentos grasos contenidos en empaques de plástico en el microondas produce la liberación de dioxinas (sustancias cancerígenas) y otras toxinas en sus alimentos. 2

Uno de los peores contaminantes es el BPA, o bisphenol A, un compuesto similar al estrógeno usado ampliamente en productos de plástico. De hecho, los platos hecho especialmente para el microondas frecuentemente contienen BPA, pero muchos otros productos de plástico también los contienen.

El uso del microondas distorsiona y deforma las moléculas de cualquier alimento u otras sustancias. Un ejemplo de esto son los productos sanguíneos.

Normalmente, la sangre es calentada antes de ser transfundida a otras personas. Ahora sabemos que calentar la sangre en el microondas daña sus compuestos.

De hecho, una mujer murió después de recibir una transfusión de sangre calentada en un microondas en 1991, lo cual dio lugar a una demanda muy publicitada.

La Fuga de Radiación del Microondas

Probablemente haya escuchado que existe el peligro de que escapen microondas de su horno de microondas cuando está siendo utilizado.

Este era un riesgo mayor con los primeros modelos de hornos de microondas que con los recientes, ya que estos últimos son sometidos a pruebas mucho más rigurosas.

Teóricamente, hay cantidades muy pequeñas de fuga de radiación, pero la FDA reporta que estos niveles son,

“insignificantes” y que “se encuentran muy por debajo del nivel que causa daños a las personas”.

La FDA ha estado regulando los hornos de microondas desde 1971 por medio de su programa de control de radiación, que fue ordenado por la ley de Control de Radiación de Productos Electrónicos de la Reguladora de Alimentos, Medicamentos y Cosméticos. 3

LA FDA limita la cantidad de microondas que pueden salir de un horno en su vida útil a 5 milivatios (mW) por centímetro cuadrado a aproximadamente 2 pulgadas de la superficie del horno.

Porque la energía de las microondas disminuye dramáticamente a medida que se mueve de la fuente de radiación, una medición hecha a 20 pulgadas de su horno sería de aproximadamente una centésima de parte del valor de la medición a 2 pulgadas.

La norma federal también requiere que todos los hornos tengan,

“dos sistemas independientes de bloqueo que detengan la producción de microondas al momento en que se abre la puerta.”

También requiere de un sistema de monitoreo, que detenga la operación en caso de que falle alguno o ambos sistemas de bloqueo.

Uno pensaría que con todas estas pruebas y regulaciones, un horno de microondas es seguro.

Sin embargo, de acuerdo con Powermatch, una organización independiente sin fines de lucro que tiene un papel muy importante en el debate sobre la radiación de los microondas:

“Incluso cuando el horno de microondas está funcionando adecuadamente, los niveles de microondas dentro de la cocina son probablemente significativamente más altos que los producidos por las bases de los teléfonos que se encuentran cerca.

También recuerde que las microondas viajan a través de las paredes si el horno de microondas se encuentra pegado a estas.”

Powermatch también afirma que no sabemos si las regularizaciones actuales sobre la fuga de radiación son realmente seguras y recomienda que los hornos de microondas sean revisados al menos una vez al año, dado que las emisiones de microondas pueden cambiar con el uso.

También podría considerar comprar un dispositivo de prueba por $20 que le permita chequear la radiación dentro de su hogar.

Asegúrese que, si usted utilizará el microondas para limpiar esponjas o cualquier otra cosa, revise la puerta y bisagras para ver que estas cierren correctamente. Si la puerta no cierra correctamente, o esta chueca, doblada o dañada, no lo utilice.

Pero incluso cuando no hay nada malo en su microondas, tenga en mente mantenerse un pie alejado de este mientras esta funcionando ya que podría exponerse a más de 400 miliGauss y tan sólo 4 miliGauss han sido relacionados con la leucemia.

Ciertamente, sería bueno evitar que sus hijos se acerquen al microondas cuando está funcionando, usted también debe evitar hacerlo- especialmente si está embarazada.

También, dado a que sus ojos son especialmente susceptibles a la radiación de microondas (las altas exposiciones a microondas son conocidas por causar cataratas), le recomiendo mantenerse alejado mientras su horno está en uso.

Nuevo Estudio Confirma que las Microondas Afectan su Corazón

Un estudio reciente que examinó los efectos de 2.4 GHz de radiación (que es la frecuencia de la radiación emitida por las fuentes de Wi-Fi y de los hornos de microondas) en el corazón.

El estudio descubrió “evidencia inequívoca” de que la frecuencia de la radiación del microondas afecta al corazón a niveles no termales que se encuentran muy por debajo de las normas de seguridad federales, de acuerdo con la Dra. Magda Havas de la Universidad de Trente. 4

La Dra. Haves afirma:

“Este es el primer estudio que documenta los cambios inmediatos y dramáticos tanto en el ritmo cardíaco como en la variabilidad del ritmo cardiaco causados por un dispositivo aprobado que genera microondas a niveles muy por debajo (0.3 por ciento) de las normas de seguridad de Canadá y los Estados Unidos.”

Los escépticos ya no pueden afirmar que los microondas no producen efectos biológicos inmediatos a niveles ordinarios utilizados en el hogar.

El estudio estará apareciendo en una revista en el verano del 2010. Si usted experimenta un ritmo cardiaco rápido o irregular, dolor o presión en el pecho, entonces debe visitar a su médico.

También existe evidencia de que esta misma frecuencia de radiación provoca que aumenten los niveles de azúcar en la sangre en individuos susceptibles y en realidad podría ser la causa de un tipo de diabetes.

El Microondas También Elimina los Nutrientes de sus Alimentos

Se ha investigado muy poco sobre cómo los microondas afectan las moléculas orgánicas o cómo responde el cuerpo humano a los alimentos calentados en el microondas.

¿No esperaría que un producto que se encuentra en más del 90 por ciento de las cocinas, así como en prácticamente todas las salas de descanso del país, debiera haber sido investigado a fondo sobre su seguridad?

Los pocos estudios que han hecho sobre esto han llegado a la misma conclusión, en la mayor parte, que los alimentos calentados en el microondas sufren un daño en su valor nutricional. El microondas convierte sus hermosos vegetales orgánicos, por los que a pagado una buena cantidad de dinero, en alimentos “muertos” que pueden causar enfermedades.

Calentar los alimentos puede causar una pérdida de nutrientes, pero calentar los alimentos en el microondas produce un problema adicional el llamado “efecto de microondas”, un fenómeno que será discutido a detalle más adelante.

La mayoría de los estudios sobre los microondas y la nutrición fueron realizados antes del 2000, sospecho que debido a que el centro de la investigación de la radiación de los últimos tiempos ha sido cambiada hacia una amenaza más siniestra:

la radiación ambiental producida por los dispositivos electromagnéticos, como los teléfonos celulares y computadoras, que se ha convertido en una nube gigante de contaminación electrónica alrededor del mundo durante la última década.

No obstante, se ha recopilado excelente información científica sobre los efectos perjudiciales de las microondas en los nutrientes de sus alimentos:

Un estudio publicado en noviembre del 2003 en el Journal of the Science of Food and Agriculture 5 encontró que el brócoli calentado en el microondas con un poco de agua perdió más del 97 por ciento de sus benéficos antioxidantes.

En comparación, con el brócoli cocido al vapor que perdió un 11 por ciento o menos de sus antioxidantes. También hubo reducción de los compuestos fenólicos y glucosinolatos, sin embargo los niveles de minerales permanecieron intactos.

Un estudio escandinavo realizado en 1999 sobre el cocido de espárragos descubrió una reducción en la vitamina C6 causada por el microondas. 6

En un estudio sobre el ajo, 60 segundos de calentado en el horno de microondas basto para desactivar su alinasa, que es el principal ingrediente activo del ajo que combate el cáncer. 7

Un estudio japonés realizado por Watanabe demostró que tan sólo 6 minutos de calentado en el microondas transforma el 30-40 por ciento de la vitamina B12 de la leche en una forma inerte (muerta). 8

Este estudio ha sido citado por el Dr. Andrew Weil como evidencia de su preocupación sobre los efectos del microondas.

El Dr. Weil escribió:

“Podría haber peligros relacionados con los alimentos calentados en el microondas…hay una pregunta sobre si el microondas altera la química de las proteína en formas que podrían ser dañinas.”

Un reciente estudio australiano 9 demostró que las microondas causan un mayor grado de “despliegue de la proteína” que el calentado convencional.

Calentar la comida en el microondas puede destruir los agentes esenciales que combaten las enfermedades en la leche materna que le brindan la protección a su bebé.

En 1992, Quand encontró que la leche materna calentada en microondas pierde la actividad de la lisozima, anticuerpos y fomenta el crecimiento de bacterias patogénicas. 10

Quand afirmó que se causó más daño en la leche materna al ser calentada en el horno de microondas que en cualquier otro método de calefacción, concluyendo:

“El uso del microondas puede estar contraindicado a altas temperaturas y cuestiona su seguridad incluso a bajas temperaturas.”

Otro estudio sobre la leche materna/fórmula para bebés realizado por Lee en 1989, 11 descubrió que el contenido de vitamina disminuye al utilizar el horno de microondas y ciertamente los aminoácidos son convertidos en sustancias biológicamente inactivas.

Algunos aminoácidos alterados son venenosos para el sistema nervioso y los riñones. (Numerosos autores mencionan este estudio, son embargo no pude encontrar el artículo/estudio original, por lo que personalmente no puedo validarlo.)

Aunque muchos de los estudios anteriores no son recientes, sin duda hay muchas pruebas de que utilizar el horno de microondas NO es bueno para sus alimentos.

Cómo Es Que su Microondas Calienta sus Alimentos

Las microondas son una forma de radiación electromagnética- las ondas de energía electrónica y magnética se mueven juntas a través del espacio.

Las gamas de radiación EM provenientes del alto nivel de energía (rayos gamma y rayos-X) en un extremo del espectro a niveles muy bajos de energía (ondas de radio) en el otro extremo del espectro.

Las microondas se encuentran en el extremo bajo de energía del espectro, solamente después de las ondas de radio. Tienen una longitud de onda de alrededor de 4,8 pulgadas, aproximadamente el ancho de la cabeza.

Las microondas son generadas por algo llamado magnetrón (un término derivado de las palabras “magneto” y “electrón”), que también es lo que permitió el uso del radar aerotransportado durante la Segunda Guerra Mundial. De ahí el nombre que le dieron primero a los hornos de microondas: rangos de radar.

Un magnetrón es un tubo en el cual los electrones son sometidos a campos magnéticos y eléctricos, produciendo un campo electromagnético con una frecuencia de microondas de aproximadamente 2,450 megaHertz (MHz), que son 2.4 gigaHertz (GHz).

Las microondas causan calentamiento dieléctrico. Rebotan en el interior de si horno y son absorbidos por los alimentos que coloca en este.

Dado que las moléculas de agua son bipolares, teniendo un extremo positivo y uno negativo, rotan rápidamente alterando el campo eléctrico. Las moléculas de agua en los alimentos vibran violentamente a frecuencias extremadamente altas- como millones de veces por segundo- creando una fricción molecular, que termina calentando el alimento.

Si el alimento o el objeto que coloca en el microondas no tienen agua no será capaz de producir esta resonancia y no se calentará. O, como lo llama el periodista William Thomas, 12 “latigazo eléctrico”.

Las estructuras de las moléculas de agua son separadas y deformadas. Esto es diferente a lo que sucede cuando se calienta de forma convencional, donde el calor es trasferido de afuera hacia adentro. El calentar alimentos en el microondas comienza con las moléculas en donde el agua está presente.

Contrario a la creencia popular, los alimentos calentados en el microondas no se calientan de “adentro hacia afuera”.

Cuando se calientan los alimentos, las ondas calientan la capa de afuera y las capas de adentro son calentadas principalmente por la conducción de calor desde las capas exteriores a las interiores.

Dado a que no todas las áreas contienen la misma cantidad de agua, el calentamiento es uniforme.

Calentar en el horno de microondas crea nuevos compuestos que no se encuentran ni en los seres humanos ni en la naturaleza, llamados compuestos radiolíticos. Aún no sabemos que le hacen estos compuestos a nuestro cuerpo.

Además de los efectos por la violenta fricción del calor, están los efectos atérmicos, que no se entienden del todo debido a que no son fáciles de medir. Son estos efectos atérmicos los responsables de muchas deformaciones y degradación de células y moléculas. 13

Como un ejemplo, el microondas es utilizado en el campo de la tecnología de genes para alterar las membranas celulares débiles. Los científicos utilizan el microondas para separar las células. Las células deterioradas se convierten presa fácil de los virus, hongos y otros microorganismos.

Otra palabra para estos efectos atérmicos es el “efecto microondas”, un tema de controversia del que hablaré más adelante.

La Enfermedad del Microondas

Cuando sus tejidos son expuestos directamente a las microondas, ocurren las mismas deformaciones violentas y causa la “enfermedad del microondas”.

Las personas que son expuestas a altos niveles de radiación de microondas experimentan a una variedad de síntomas, incluyendo:

Insomnio, sudores nocturnos y problemas de sueño

Dolor de cabeza y mareos

Inflamación de los ganglios linfáticos y un sistema inmunológico debilitado

Deterioro cognitivo

Depresión e irritabilidad

Nauseas y pérdida del apetito

Problemas en los ojos

Micción frecuente y sed extrema

Existe una buena cantidad de información emergiendo de que las personas están sufriendo, en diferentes grados, este tipo de síntomas causados por los teléfonos celulares y la radiación de alta frecuencia emitida por las antenas, la cual también es emitida por el horno de microondas todo el día.

De acuerdo con el profesor Franz Adelkofer, uno de los principales científicos en el área de los efectos biológicos de los campos EMF:

“Existe evidencia real de que la hiperfrecuencia de los campos electromagnéticos puede tener efectos geno-tóxicos. Y este daño del ADN siempre es la causa del cáncer.

Hemos encontrado que estos efectos dañinos en los genes a niveles por debajo de los limites de seguridad. Es por eso que pensamos que es urgente basar los límites de seguridad en los efectos biológicos, no en los térmicos.

Deberían basarse en la biología, no en la física.”

Veinte Años de Investigación Rusa Respaldan las Preocupaciones por los Microondas

A los nazis se les atribuye el primer dispositivo de calentamiento por microondas, lo crearon para proporcionar apoyo alimentario móvil a sus tropas durante la invasión de la Unión Soviética en la Segunda Guerra Mundial. 14

Estos primeros hornos de microondas fueron experimentales. Después de la guerra, el Departamento de Guerra de los Estados Unidos tuvo la tarea de investigar la seguridad de estos hornos de microondas.

Pero fueron los rusos los que realmente tomaron al toro por los cuernos.

Después de la guerra, los rusos recuperaron algunos de estos hornos y comenzaron una investigación sobre sus efectos biológicos. Alarmados por lo que descubrieron, en 1976 los rusos prohibieron los hornos de microondas, comenzaron la prohibición durante la Perestroika.

Veinte años de investigación rusa (y estudios alemanes de 1942) representan un fuerte argumento contra la seguridad de los hornos de microondas.

Sus conclusiones llevaron al gobierno ruso a emitir una alerta internacional sobre el posible daño biológico y ambiental relacionado con el uso de los hornos de microondas y otros dispositivos con frecuencias electrónicas similares (como los teléfonos celulares).

No pude evaluar personalmente ninguna de estas investigaciones, dado a que es difícil conseguir esos documentos, por lo que no puedo darle validez a su metodología o conclusiones. Todo lo que se puede hacer es reflexionar todo lo que se pueda sobre estas investigaciones.

El artículo de Powematch resume las siguientes investigaciones rusas muy bien, por lo que lo pondré exactamente igual:

Investigadores rusos encontraron que se formaron sustancias cancerígenas en casi todos los alimentos probados.

El calentamiento de la leche y granos en el microondas convirtió algunos aminoácidos en sustancias cancerígenas.

Las carnes preparadas en el microondas produjeron agentes causantes de cáncer d-Nitrosodientanolaminas.

El calentamiento de alimentos congelados en el microondas convirtió sus glucósidos y galactósidos en sustancias cancerígenas.

Una exposición extremadamente breve de vegetales congelados, cocidos o crudos, convirtió sus alcaloides en cancerígenos.

Los radicales libres cancerígenos se formaron al calentar plantas en el microondas- especialmente la raíz de los vegetales.

Se encontró una degradación estructural que produce la disminución del valor nutricional de un 60 a 90 por ciento en todos los alimentos probados, con reducciones significativas en la biodisponibilidad del complejo de vitamina B, vitamina C y E, minerales, lipotrópicos (sustancias que impiden la acumulación anormal de la grasa).

Debería añadir que estos resultados están respaldados por un estudio japonés realizado en 1998 por Watanabe sobre la vitamina B12 en la leche, del cual hablé en la parte de arriba.

El Estudio Clínico Suizo: Hans Hertel

Alguna evidencia bastante convincente que respalda los efectos destructivos del microondas proviene de un estudio realizado por un científico suizo llamado Hans Hertel.

El Dr. Hertel fue el primer científico en estudiar los efectos de los alimentos calentados en el microondas en la sangre y la fisiología humana.

Su pequeño estudio, en coautoría con el Dr. Bernard Blanc del Instituto Federal de Tecnología de Suiza y el Instituto Universitario de Bioquímica, reveló fuerzas degenerativas producidas por los hornos de microondas en los alimentos que cocinaron.

El Dr. Hertel concluyó que el uso del horno de microondas cambiaba los nutrientes de los alimentos y que los cambios se produjeron en la sangre, lo que podría causar efectos negativos en la salud.

Las conclusiones de Hertel fueron que calentar los alimentos en el microondas puede:

Aumentar los niveles de colesterol

Disminuir el número de leucocitos (glóbulos blancos), lo que sugiere envenenamiento

Disminuir el número de glóbulos rojos

Producir compuesto radiolíticos

Disminuir los niveles de hemoglobina, lo que sugiere anemia

No es de sorprender que el estudio del Dr. Hertel fuera rechazado por todos aquellos que tienen mucho que perder.

Se emitió una orden de silencio contra el Dr. Hertel por una organización suiza en 1992, la cual fue removida en 1998. Pero un periodista estadounidense, Tom Valentine, publicó los resultados del estudio de Hertel en Search for Health en la primavera de 1992. 15

El estudio no estuvo libre de defectos. Sólo involucró a 8 participantes, de los cuales Hertel era uno de ellos. Tan convincente como fueran sus resultados, su metodología no se sometió a los rigores científicos del campo.

A pesar de las deficiencias metodológicas del estudio de Hertel, sus resultados aumentan las preocupaciones sobre lo que provoca esta forma de radiación a sus alimentos y de lo cual debería investigarse con mayor detalle en el futuro.

Hertel escribió:

“No hay átomos, moléculas o células de ningún sistema orgánico capaces de resistir este violento y destructivo poder durante algún periodo de tiempo. Esto pasará incluso si el horno de microondas tiene baja potencia de milivatios.”

Y también esta el problema de los biofotones.

Los Posibles Efectos de las Microondas en sus Biofotones

La biofotónica es el estudio, investigación y aplicación de los fotones en sus interacciones dentro de los sistemas biológicos. Gran parte del trabajo realizado en esta área fue hecho en Alemania.

El Dr. Dietrich Klinghardt habla de los biofotones en nuestra entrevista realizada en el 2008.

Los biofotones son pequeñas unidades físicas de luz que son almacenadas y utilizadas por los organismos biológicos- incluyéndolo a usted. La energía solar vital encuentra el camino hacia sus células por medio de los alimentos que come, en forma de estos biofotones.

Los biofotones contienen importante bio-información y muy importante para muchos procesos vitales del cuerpo. Son en parte responsables por su sentimiento de vitalidad y bienestar. Usted obtiene los biofotones comiendo alimentos ricos en biofotones, como los vegetales orgánicos y las frutas que maduran con el sol que son ricas en energía solar.

Mientras más energía puedan almacenar los alimentos, más nutritivos serán.

Si el “efecto de microondas” existe (como verá, existe mucha evidencia que lo demuestra), entonces las microondas puede destruir los biofotones de la misma forma que alteran otras estructuras, dejando su comida muerta y sin vida.

Parece bastante probable que las microondas alteren o destruyan los biofotones, dado a que son capaces de romper las uniones del ADN.

En mi búsqueda, no he encontrado estudios de los efectos del microondas en los biofotones, pero parece ser un buen ángulo para investigaciones futuras.

Los Efectos a Largo Plazo Causados por la Exposición a la Radiación No Ionizante

Una de las mayores controversias sobre los efectos de las microondas es si estas ejercen o no cualquier tipo de fuerza más allá del calor, comúnmente llamada como “efecto de microondas” o “efecto atérmico”.

Primero es necesario entender la diferencia entre la radiación ionizante y la radiación no ionizante.

Existen dos formas básicas de radiación: la ionizante y la no ionizante: 16

La Radiación Ionizante:

Crea iones cargados al desplazar los electrones en los átomos, incluso sin calor. Algunos ejemplos de la radiación es la emitida por las sustancias radiactivas en las rocas, suelos, rayos cósmicos del sol y la radiación hecha por el hombre como las maquinas de rayos-X, centrales eléctricas y reactores nucleares.

La Radiación No Ionizante:

Puede cambiar la posición de los átomos pero no alterar su estructura, composición y propiedades. Algunos ejemplos son la luz, ondas infrarrojas y ultravioleta, ondas de radio o televisión, teléfonos celulares, hornos de microondas y mantas eléctricas.

A pesar del hecho de que no es capaz de separar los átomos, la radiación no ionizante (como las microondas) PUEDEN causar alteraciones físicas.

Por ejemplo, la luz del sol puede dañar su piel y ojos. La sobre-exposición a la radiación puede afectar los tejidos causando daño molecular, mutaciones del ADN y otros cambios que pueden provocar cáncer.

La preocupación es, con toda esta radiación que nos rodea de los teléfonos celulares, torres de radio, satélites, antenas, radares militares y de aviación, dispositivos electrónicos para el hogar, computadoras e Internet, todos involuntariamente somos parte de un experimento epidemiológico, en una escala nunca antes vista en la historia de la raza humana.

Y la verdad es que realmente no SABEMOS lo que provoca la radiación a largo plazo- incluso la del tipo no ionizante.

Pero aquí algunas cosas que SI SABEMOS: 17

Los efectos a bajos niveles pueden ser más notables que a altos niveles.

Existe algo llamado “efecto ventana”, que quiere decir que un efecto ocurre sólo a frecuencias especificas o densidades de potencia, pero no por encima o por debajo de estas.

Un gran número de estudios demuestran los efectos de la radiación del microondas en las células sanguíneas por medio de este fenómeno.

Para una discusión completa de esto, puede leer Microwaving Our Planet, escrito por Arthur Firstenberg, presidente del Grupo de Trabajo de Teléfonos Celulares.

Cindy Sage de Asociados Sage, una firma de consultoría ambiental ha copilado una lista completa de estudios 18 que demuestran los efectos biológicos de la exposición a la radiofrecuencia en niveles por debajo de lo que seria explicable como “efectos térmicos” y está dentro del rango al que usted está expuesto todos los días.

La resonancia intensifica los efectos biológicos.

La resonancia ocurre cuando una forma de radiación tiene una frecuencia similar a una parte del cuerpo. Por ejemplo, las frecuencias de microondas son similares a las frecuencias de su cerebro.

Por lo general los estudios se hacen en periodos cortos a altas intensidades.

Los científicos afirman que la duración de la exposición es igual de importante que la intensidad, pero muchas veces NO es estudiada, los niveles bajos de exposición pueden tener efectos equivalentes a más intensidad a corto plazo.

Los efectos de la radiación son acumulativos.

Su cuerpo se vuelve más sensible a ella con el paso del tiempo.

Ya no hay ningún grupo de control, debido a que los humanos comenzaron a someterse a una exposición descontrolada a la radiación.

La falta de los grupos de control hace que sea más difícil tener estudios significativos.

El punto es, quedarse en la cocina mientras el horno de microondas calienta su cena, noche tras noche, no lo hará brillar en la oscuridad.

Pero con el paso de los meses y años,

¿Cuál es el efecto acumulativo que tendrá esto en su cuerpo y su salud?

¿Por qué exponerse a estos peligros cuando hay alternativas más seguras disponibles?

¿Calentar la Comida en el Horno de Microondas es Más Peligroso que Utilizar un Horno Convencional?

Algunos expertos afirman que los efectos que tienen las microondas en las moléculas pueden explicarse como el “efecto térmico” del calentamiento- en otras palabras, calentar la comida en el horno de microondas es más dañino que utilizar un horno convencional.

Ellos argumentan que, debido a que las microondas son radiaciones no ionizantes, es imposible dañar sus células sanguíneas o eliminar el ácido fólico de las espinacas.

Otros han propuesto que existe una forma de “efecto microondas” que provoca cambios en las moléculas en una forma en que no lo hacen los hornos convencionales. Durante muchos años, la línea de partida fue que el “efecto microondas” es un mito.

Sin embargo, estudio tras estudio ha mostrado evidencia que dice lo contrario, demostrando los efectos que no pueden ser explicados como simples efectos térmicos.

En un carta titulada, “El ADN y el Efecto Microondas” 19 (de la Universidad del Estado de Penn, en el 2001), el autor revisa la historia de la controversia que rodea el efecto de microondas y los resultados de las investigaciones hasta la fecha. Él explica que, a pesar de que los fundamentos de la termodinámica y la física dirían que el efecto microondas es imposible, los estudios siguen demostrando que existe.

Algunos de los puntos principales planteados en la carta son los siguientes:

Calentar con microondas y calentar con hornos convencionales podría parecer idéntico a un nivel “macro, pero los dos parecen tener un nivel molecular muy diferente.

Los microondas son efectivos para la esterilización, que ha sido estudiada durante décadas. Sin embargo, existe una controversia sobre si es el calor que genera o es algo más.

Un científico (Kakita 1995) 20 demostró que los microondas son capaces de fragmentar y destruir el ADN viral, algo que no se puede lograr con el calentamiento en si.

Muchos estudios ofrecen evidencia de que existen múltiples mecanismos para separar el ADN sin utilizar radiación ionizante, pero no existe una teoría que explique este fenómeno.

Algunos científicos están aprovechando el efecto microondas y están utilizando las microondas para acelerar las reacciones químicas, algunas veces por un factor de mil, que da como resultado la finalización de las reacciones en minutos, lo cual anteriormente tardaba días o meses y una gran cantidad de sustancias químicas. 21

Este nuevo descubrimiento en la “química de microondas” ha estimulado a los científicos escépticos para echar otro vistazo a lo que realmente hacen los microondas y cómo lo hacen.

A veces el sentido común prevalece sobre la evidencia empírica.

La Carta del Estado de Penn dice:

“…Parecería razonable creer que el efecto microondas en realidad existe, incluso si no se puede explicar del todo. Lo que actualmente sabemos es un poco limitado, pero podría haber suficiente evidencia disponible para formar una hipótesis viable.

La posibilidad de que la radiación electromagnética en una frecuencia no ionizante puede causar daño genético podría tener grandes implicaciones en la controversia sobre las antenas EM, líneas de alta tensión y teléfonos celulares.”

Liberase de su Microondas: Unos Consejos Básicos

¿Le estoy pidiendo que tire de su horno de microondas en el basurero más cercano?

No necesariamente. Puede ser una herramienta útil para la limpieza. Pero si necesitara deshacerse de algunas cosas de su cocina, este utensilio debería ser el primero en irse.

Usted realmente PUEDE sobrevivir sin el microondas- aunque no lo crea, hay personas que son muy felices y no tienen uno.

Sólo tiene que hacer algunos ajustes en su estilo de vida, como:

Planee con anticipación. Saque la comida del congelador desde la mañana para que en la noche ya no tenga que no tenga que batallar para descongelarla justo antes de comer.

Haga sopas y guisados frescos y después congélelos en una bolsa u otro recipiente. Una hora antes de la comida, tome uno y descongélelo en el fregadero con agua hasta que pueda llevarlo a la olla y calentarlo en la estufa.

Un horno tostador es una gran imitación del microondas para calentar las sobras. Manténgalo a una baja temperatura – como a 200-250 grados F – y caliente la comida durante 20-30 minutos. Otra gran alternativa es un horno convencional. Pueden construirlo o comprarlo como una alternativa segura y relativamente barata.

Prepare sus comidas con anticipación para que cuando se encuentre ocupado o no quiera cocinar tenga su comida lista.

Trate de comer alimentos crudos y orgánicos. Esta es la mejor manera de mejorar su salud a largo plazo.

Referencias

Davis D R. (February 1, 2009) “Declining fruit and vegetable nutrient composition: What is the evidence?” American Society of Horticultural Science

Rust S and Kissinger M. (November 15, 2008) “BPA leaches from ‘safe’ products” Journal Sentinel Online

“Microwave oven radiation,” Food and Drug Administration

Havas M. “DECT phone affects the heart!”

Vallejo F, Tomas-Barberan F A, and Garcia-Viguera C. “Phenolic compound contents in edible parts of broccoli inflorescences after domestic cooking”

Kidmose U and Kaack K. Acta Agriculturae Scandinavica B 1999:49(2):110-117

Song K and Milner J A. “The influence of heating on the anticancer properties of garlic,” Journal of Nutrition 2001;131(3S):1054S-57S

Watanabe F, Takenaka S, Abe K, Tamura Y, and Nakano Y. J. Agric. Food Chem. Feb 26 1998;46(4):1433-1436

George D F, Bilek M M, and McKenzie D R. “Non-thermal effects in the microwave induced unfolding of proteins observed by chaperone binding.”

Quan R (et al) “Effects of microwave radiation on anti-infective factors in human milk,” Pediatrics 89(4 part I):667-669

Lee L. “Health effects of microwave radiation-microwave ovens,” Lancet December 9, 1989 (Article)

Thomas W. “Cooked” Alive.com

Microwave oven and microwave cooking overview,” Powerwatch

“History of microwave ovens” Green Health Watch

Microwave ovens: A danger to your health?” (January 26, 2010) Nutritional and Physical Regeneration

Villablanca E (December 19, 2007) “Ionizing and non-ionizing radiation: Their difference and possible health consequences

“Health effects of microwave radiation (Western view)”

Sage C. “Reported biological effects from radiofrequency non-ionizing radiation” Wave-Guide.org

Penn State University. “DNA and the microwave effect” posted from MailBag (April 8, 2002)

Kakita Y, Kashige N, Murata K, Kuroiwa A, Funatsu M and Watanabe K. “Inactivation of Lactobacillus bacteriophage PL-1 by microwave irradiation”

Adams C. (May 6, 2005) “Does microwaving kill nutrients in food? Is microwaving safe?” The Straight Dope

La Carta del Estado de Penn dice:

“…Parecería razonable creer que el efecto microondas en realidad existe, incluso si no se puede explicar del todo. Lo que actualmente sabemos es un poco limitado, pero podría haber suficiente evidencia disponible para formar una hipótesis viable.

La posibilidad de que la radiación electromagnética en una frecuencia no ionizante puede causar daño genético podría tener grandes implicaciones en la controversia sobre las antenas EM, líneas de alta tensión y teléfonos celulares.”

Liberase de su Microondas: Unos Consejos Básicos

¿Le estoy pidiendo que tire de su horno de microondas en el basurero más cercano?

No necesariamente. Puede ser una herramienta útil para la limpieza. Pero si necesitara deshacerse de algunas cosas de su cocina, este utensilio debería ser el primero en irse.

Usted realmente PUEDE sobrevivir sin el microondas- aunque no lo crea, hay personas que son muy felices y no tienen uno.

Sólo tiene que hacer algunos ajustes en su estilo de vida, como:

Planee con anticipación. Saque la comida del congelador desde la mañana para que en la noche ya no tenga que no tenga que batallar para descongelarla justo antes de comer.

Haga sopas y guisados frescos y después congélelos en una bolsa u otro recipiente. Una hora antes de la comida, tome uno y descongélelo en el fregadero con agua hasta que pueda llevarlo a la olla y calentarlo en la estufa.

Un horno tostador es una gran imitación del microondas para calentar las sobras. Manténgalo a una baja temperatura – como a 200-250 grados F – y caliente la comida durante 20-30 minutos. Otra gran alternativa es un horno convencional. Pueden construirlo o comprarlo como una alternativa segura y relativamente barata.

Prepare sus comidas con anticipación para que cuando se encuentre ocupado o no quiera cocinar tenga su comida lista.

Trate de comer alimentos crudos y orgánicos. Esta es la mejor manera de mejorar su salud a largo plazo.

Referencias

Davis D R. (February 1, 2009) “Declining fruit and vegetable nutrient composition: What is the evidence?” American Society of Horticultural Science

Rust S and Kissinger M. (November 15, 2008) “BPA leaches from ‘safe’ products” Journal Sentinel Online

“Microwave oven radiation,” Food and Drug Administration

Havas M. “DECT phone affects the heart!”

Vallejo F, Tomas-Barberan F A, and Garcia-Viguera C. “Phenolic compound contents in edible parts of broccoli inflorescences after domestic cooking”

Kidmose U and Kaack K. Acta Agriculturae Scandinavica B 1999:49(2):110-117

Song K and Milner J A. “The influence of heating on the anticancer properties of garlic,” Journal of Nutrition 2001;131(3S):1054S-57S

Watanabe F, Takenaka S, Abe K, Tamura Y, and Nakano Y. J. Agric. Food Chem. Feb 26 1998;46(4):1433-1436

George D F, Bilek M M, and McKenzie D R. “Non-thermal effects in the microwave induced unfolding of proteins observed by chaperone binding.”

Quan R (et al) “Effects of microwave radiation on anti-infective factors in human milk,” Pediatrics 89(4 part I):667-669

Lee L. “Health effects of microwave radiation-microwave ovens,” Lancet December 9, 1989 (Article)

Thomas W. “Cooked” Alive.com

Microwave oven and microwave cooking overview,” Powerwatch

“History of microwave ovens” Green Health Watch

Microwave ovens: A danger to your health?” (January 26, 2010) Nutritional and Physical Regeneration

Villablanca E (December 19, 2007) “Ionizing and non-ionizing radiation: Their difference and possible health consequences

“Health effects of microwave radiation (Western view)”

Sage C. “Reported biological effects from radiofrequency non-ionizing radiation” Wave-Guide.org

Penn State University. “DNA and the microwave effect” posted from MailBag (April 8, 2002)

Kakita Y, Kashige N, Murata K, Kuroiwa A, Funatsu M and Watanabe K. “Inactivation of Lactobacillus bacteriophage PL-1 by microwave irradiation”

Adams C. (May 6, 2005) “Does microwaving kill nutrients in food? Is microwaving safe?” The Straight Dope

Fuente:bibliotecapleyades.net


Ya he comentado lo del Bisfenol A (estrógenos)pero ahora ya se habla de más estudios relacionándolo con la Hipertensión,Obesidad,Problemas en la Próstata,etc…Y ya sabrás que está presente(el Bisfenol A)en todas las botellas de agua,de plástico,y en todas las latas.Resumen:lee el artículo y bebe tus líquidos en botellas de cristal(agua,cervezas,vino…).Y ya saben su relación con la Homosexualidad(adquirida,nó nacida)….En fin…

Beber de botellas de plástico podría elevar la presión arterial si están forradas con bisfenol A Agua embotellada Una persona bebiendo agua embotellada. (ARCHIVO) El bisfenol A está presente en latas, botellas, plásticos y papeles térmicos. Se conoce su posible efecto nocivo sobre el organismo: probabilidad de obesidad, riesgo de diabetes infantil, cáncer de próstata… La concentración urinaria de bisfenol aumenta hasta en un 1.600% después de consumir bebidas enlatadas en comparación con beber de botellas de vidrio. 10.12.2014 – 14:00h El bisfenol A (BPA) es un compuesto químico utilizado en el envasado de alimentos; se usa en latas, botellas, plásticos y papeles térmicos. Se conoce su posible efecto nocivo sobre el organismo. De hecho, Francia ya prohibió el bisfenol A para uso alimentario. En 2012, un estudio vinculó el bisfenol con mayor probabilidad de obesidad y el año pasado otro lo relacionó con un mayor riesgo de diabetes infantil. Además, los niveles de bisfenol A en la orina de los hombres podrían ser un marcador de cáncer de próstata. Se sabe también que el bisfenol A produce un efecto perjudicial cuando se une a receptores de hormonas, además diversos estudios señalan que su abuso suprime un gen esencial para la función de las células nerviosas y para el desarrollo del sistema nervioso central. Beber 2 bebidas enlatadas puede causar problemas clínicamente significativosEl consumo de bisfenol A se ha asociado con presión arterial alta y variabilidad de la frecuencia cardiaca, además de que, según demuestran estudios anteriores, el BPA puede pasar a los alimentos y las bebidas. Ahora, investigadores afirman que beber o comer de latas o botellas forradas con bisfenol A podría aumentar la presión arterial. “Un aumento de 5 mm Hg de en la presión arterial sistólica por beber dos bebidas enlatadas puede causar problemas clínicamente significativos, sobre todo en pacientes con enfermedad cardiaca o hipertensión. Un incremento de 20 mm Hg en la presión arterial sistólica duplica el riesgo de enfermedad cardiovascular”, alerta el autor del estudio, Yun-Chul Hong, de la Escuela de Medicina de la Universidad Nacional de Corea del Sur. En este trabajo, los autores realizaron un ensayo aleatorio cruzado con 60 adultos, en su mayoría mujeres de Corea, a partir de 60 años. Cada participante visitó el sitio de estudio en tres ocasiones y se le proporcionó al azar leche de soja, bien en botellas de vidrio o latas. Más tarde, se recogió su orina y se analizó su concentración de BPA, la presión arterial y la variabilidad de la frecuencia cardiaca dos horas después del consumo de cada bebida. Sugiero que el consumidor tome alimentos frescos o de botellas de vidrioLa concentración urinaria de BPA aumentó hasta en un 1.600% después de consumir bebidas enlatadas en comparación con los niveles detectados tras ingerir bebidas de botellas de vidrio. La leche de soja es la bebida ideal para esta prueba porque no tiene ningún ingrediente conocido que aumente la presión arterial, según los investigadores. El estudio, publicado en Hypertension, revista de la American Heart Association, puede proporcionar información importante para los legisladores, los médicos y el público sobre los riesgos cardiacos asociados con BPA, adelantan los científicos. “Sugiero que los consumidores traten de tomar alimentos frescos o de botellas de vidrio en lugar de alimentos enlatados y espero que los fabricantes desarrollen y utilicen alternativas saludables al BPA para el revestimiento interior de los envases de lata”, concluye Hong.

Ver más en: http://www.20minutos.es/noticia/2320127/0/bisfenol-a/envases-aumentan/presion-arterial/#xtor=AD-15&xts=467263
Fuente:20minutos.es